Botox y parálisis infantil

El botox podría consolidarse como un buen tratamiento para la parálisis cerebral, el hospital de La Paz en Madrid ha estado infiltrando botox en intervalos no superiores a cinco meses a pacientes con parálisis cerebral. Los resultados son espectaculares, en pacientes a partir de los dos años de edad.

Se observa una mejoría en relación con la movilidad y la incontinencia de los pacientes afectados por parálisis cerebral.

Los efectos adversos de esta enfermedad son devastadores y el éxito del tratamiento depende -principalmente- de lo avanzada que se encuentre.

Los niños afectados por parálisis cerebral se engloban en cinco niveles distintos que abarcan el más leve –que contempla niños con daños cerebrales pero autónomos, hasta el nivel más avanzado que son niños totalmente dependientes.

Todos ellos se pueden beneficiar de las ventajas del botox ya que, según el área de neuropediatría de La Paz, la alteración provoca espasmos y debilidad afectando directamente al sistema muscular, al crecimiento y al sistema óseo, el tratamiento mejor a la espasticidad, con lo que se minimiza la contracción de los músculos.

Un avance de gran magnitud que mejoraría la calidad de vida de los niños afectados por parálisis cerebral y de sus familias.

 En la actualidad 3 de cada 1.00o niños nacen con parálisis cerebral, ésta se manifiesta en la mayoría de los casos en el primer año de vida y son los bebés que nacen prematuramente los más propensos a padecerla.


Categorías

Salud

Bebes Mundo

Bebesmundo era una web dedicada al mundo de los bebés. Actualmente está integrada en Madreshoy.com formando una web de mayor tamaño y con una... Ver perfil ›

Escribe un comentario