Calendario Semanal del Embarazo (Parte 11)

En estos momentos te encuentras a mitad del embarazo, ya han pasado 20 semanas desde el inicio de su embarazo (de seguro debes de sentir que hace años que estas embarazada). Tu bebé ha crecido significativamente desde la primera división celular, ahora pesa unos 312 gramos y mide unos 16 centímetros desde la coronilla hasta el cóccix. El bebé ocupa cada vez más lugar en tu útero y este crecimiento continuo hará presión sobre tus pulmones, tu estómago, tu vejiga y tus riñones.

Debajo de la vérnix caseosa (una capa protectora cerosa) la piel se está haciendo más gruesa y forma capas. También continúa el crecimiento de las uñas y del cabello.

Ya te hiciste una ecografía?, si aún no, el médico te recomendará realizarse una. Ésta es una prueba que utiliza ondas sonoras para crear una imagen. Una ecografía puede determinar el tamaño y la posición del feto, como también cualquier anormalidad de los huesos y órganos que sean visibles en esta etapa del embarazo. Dependiendo de la posición del feto, es posible determinar el sexo del bebé en este momento. Durante la ecografía también se pueden examinar el cordón umbilical, la placenta y el líquido amniótico. Habla con tu médico sobre los riesgos y las ventajas de esta prueba.

El líquido amniótico que ha protegido y sostenido a tu bebé en el útero cumple ahora otra función. El grado de desarrollo de los intestinos permite absorber cantidades pequeñas de azúcar del líquido que su bebé traga. Estas pequeñas cantidades de azúcar pasarán al intestino grueso a través del sistema digestivo. Sin embargo, todos los nutrientes del bebé siguen proviniendo de usted a través de la placenta.

Hasta ahora, el hígado y el bazo del bebé han sido los responsables de la producción de glóbulos rojos. (El hígado del feto deja de producir glóbulos rojos unas semanas antes del parto y el bazo lo hace en la semana 30). Pero ahora los espacios de la médula ósea se han desarrollado lo suficiente para también contribuir en la formación de glóbulos rojos y la médula ósea se convertirá en el centro más importante de producción de glóbulos rojos en el tercer trimestre.

¿Es bueno hacer ejercicio durante el embarazo?

El ejercicio es una manera excelente de mantenerse en forma durante el embarazo y hasta puede reducir a un mínimo ciertos síntomas, como las várices, el aumento de peso excesivo y el dolor de espalda. Pero éste no es un buen momento para comenzar a entrenarse para un triatlón. Es importante comenzar poco a poco. Dado que durante el embarazo los ligamentos son más laxos, usted corre un riesgo mayor de lesionarse. Por lo tanto, realice ejercicios de poco impacto, como el yoga, pilates, natación o caminar. Hable con su médico antes de comenzar un programa de ejercicios mientras está embarazada.

Kidshealth


Escribe un comentario