Cáncer de mama – II

cancer-de-mama

Ocurre lo mismo con estilos de vida y relaciones humanas estresantes. Por ello el área psicológica debe acompañar los tratamientos de salud.

Una medida preventiva es la lactancia materna. Dar de lactar hace que las glándulas mamarias se desarrollen completamente y, en cierto modo, que se limpien de posibles elementos tóxicos, o factores productores de cáncer.

Es recomendable la autoexploración mamaria en las mujeres mayores de 35 años, por lo menos una vez al mes. Se trata de un método sencillo que consiste en buscar mediante la palpación nódulos o zonas duras de aparición reciente, teniendo en cuenta que nueve de cada diez casos no significan problema maligno.

Conviene observar también si hay cambios en la simetría y tamaño, secreciones fuera del periodo de lactancia, los que serán motivos para una consulta especializada.

Por eso hoy en día existen muchas campañas de salud para evitar que muchas mujeres sufran este mal, y una de las maneras más efectiva es mediante los exámenes mamarios por medio de un doctor especializado o un auto-examen, pero lo primero siempre es más recomendable. Tratar de prevenir el cáncer de mama, es obligación y responsabilidad de todas las mujeres.


Escribe un comentario