Consejos para combinar la maternidad con el trabajo (II)

Hace unos días hemos empezado a tocar un tema candente entre las mujeres que son madres y deben combinar su maternidad con el trabajo o profesión.

Hemos dicho que esta combinación no puede ser sencilla para ninguna de las dos partes y que requiere de una gran organización y apoyo por parte de la familia para el cuidado del niño mientras la madre trabaja.

Hoy vamos a tocar un tema que también está relacionado y que tiene con ver con tu primer día de trabajo o tu vuelta al trabajo luego de varias meses o años sin trabajar. Debes preparar muy bien a tu niño para que el cambio no le sea muy traumático.

  • Prepara a tu hijo para el día que te toque retornar al trabajo. Dale con anticipación algunos períodos de separación para que se vaya acostumbrando a no estar pegado a ti todo el tiempo.
  • Preséntale a la persona que lo cuidará con anticipación. Para evitar que el niño rechace a su cuidador(a) es mejor que le presentes a esa persona con tiempo para que se familiarice con ella. Si es alguien de la familia, trata de que pasen ratos juntos para ver como se siente el niño con esa persona.
  • Compénsalo. Cuando regresas del trabajo trata de dedicarle a tu hijo todo el tiempo que puedas para que se sienta protegido.
  • Haz que papá haga su parte. La mamá no lo es todo, el papá también tiene que pasar tiempo con su hijo y atenderlo, y si él tiene facilidad de tiempo, con mayor razón.

Por último, aunque dejes a tu hijo en muy buenas manos eso no compensa tu ausencia, tu atención siempre será para él la más necesaria.

Fuente: Femenino.info


Escribe un comentario