Hemorroides en el embarazo

El embarazo provoca cientos de cambios en nuestro organismo. Uno de los trastornos más frecuentes durante la gestación es la aparición de hemorroides.

Las hemorroides se producen por la dilatación de las venas del recto. Durante el embarazo, la presión del bebé sobre los intestinos y la mala circulación puede hacer que aparezca este molesto trastorno. Muchas embarazas también sufren de constipación, lo que puede provocar o agravar el cuadro de hemorroides.

Los síntomas más frecuentes de la hemorroides son la picazón y ardor anal, dolor al defecar o aparición de gotas de sangre en el papel higiénigo. También puedes sentir un bulto al limpiarte.

No debes avergonzarte de tener hemorroides y es importante que se lo comentes a tu médico. Seguramente te recetará una pomada especial para aliviar el cuadro. Si no las tratas, podría complucarse con una trombosis.

Si estás embarazada y no tienes hemorroides, trata de prevenirlas: consume mucha fibra, camina a diario, evita estar sentada o parada por largas horas, no consumas alimentos picantes.

Foto vía: Mi bebé saludable


Escribe un comentario