Incapacidad para procrear – III

infertilidad-

Este tema de la procreación también debe ser tomado con mucha madurez y no dejarse involucrar en comentarios que salten de la familia o amigos, como “¿por qué no tienen bebés aún?, ¿han decidido esperar más tiempo?, estos u otros comentarios deben pasarse desapercibidos o algunas situaciones como invitación a baby showers o fiestas infantiles, como bien dijimos no todos tenemos la misma facilidad para procrear, y eso se debe dejar en manos de la Divinidad, Él siempre sabe lo que hace con nosotros sus hijos.

Todo tratamiento debe empezar con el relajamiento de la pareja, nunca empezar con un tratamiento cuando se tiene problemas de estrés, por lo que es importante primero salir del estrés en que se encuentran determinando sus orígenes y saber que lo provoca para cambiar estilos de vida, como asistiendo al gimnasio, recibiendo masajes terapéuticos anti estrés, terapias de relajamiento como el yoga, tau shi y muchos otros que ayudan a liberar tensiones en el cuerpo, de las cuales muchos dan fe de eso de que son muy beneficiosos y que los resultados son siempre exitosos.

Hoy en día muchas parejas con problemas de fertilidad participan de grupos de parejas con problemas similares, logrando todos juntos una ayuda mutua y sobre todo saber que no están solos y que su problema no es el único. Estos grupos de apoyo suelen formarse en los mismos Centros de tratamientos de infertilidad, donde muchas veces se logra formar un grupo muy unido, parejas que terminan siendo grandes amigos aún después que terminan el tratamiento y llegan a ser padres como tanto lo desearon.


Escribe un comentario