La Navidad y el embarazo

La Navidad ya está aquí, una época repleta de luces, encuentros familiares y regalos. Pero no sólo eso, sino que durante estas fiestas también destacan el estrés, los nervios y los excesos en las tradicionales comilonas. Sin embargo, con todo esto a la vuelta de la esquina puede que ya empieces a preguntarte si serán compatibles las navidades y tu estado y, sobre todo, cómo sobrellevarlas de la mejor manera, tanto para ti como para tu bebé

Estas fiestas suponen un cambio y ruptura en la vida diaria de las personas, pero aunque pienses lo contrario, mientras reflexionas acerca de los excesos que se hacen en esta época, las navidades y el embarazo no son incompatibles. Y es que si piensas que este año se acabaron los bailes, que todos los vestidos te sentarán mal y que serán unas aburridas fiestas, estás equivocada, ya que mientras que te encuentres bien y el médico no te advierta de lo contrario, podrás disfrutar de la Navidad sin perjudicar tu salud ni la de tu bebé cuidándote y con un poco de sentido común, eso sí, descansando y durmiendo las horas necesarias.

Y, aunque es comprensible que con la cantidad de cambios que está experimentando tu cuerpo últimamente no te apetezca nada arreglarte, con unos sencillos consejos estarás tan radiante como cualquiera de las navidades pasadas.


Escribe un comentario