La primera Navidad de un niño adoptado

Una de las situaciones que los nuevos padres tiene que afrontar al tener un niño adoptado es confrontarlo con su familia. Y más aun cuiando llegan ests fiestas de la Navidad. Si el niño acaba de llegar a casa, debemos recordar que agobiar al niño con regalos, reuniones familiares y con nuestras tradiciones no es una buena idea. Nuestro hijo acaba de llegar a casa y es fácil que se sienta un poco desorientado.

Tenemos que intentar que vaya conociendo a la familia poco a poco: tíos, primos, abuelos… pueden esperar un poco. Primero debe establecerse un vínculo con sus padres y hermanos y, para eso, necesita recibir cariño y mucha atención en exclusiva. Desde el punto de vista del niño, la adopción es una pérdida de todo lo que él conoce: las personas que hasta ese momento eran importantes en su vida ya no están y el lugar donde estaba acostumbrado a vivir también ha cambiado.

Sus rutinas desaparecen de un plumazo y empieza una nueva vida en un lugar extraño con unas personas desconocidas que le llaman hijo. Si nos ponemos en su lugar, ¿quién no se sentiría inseguro? Por eso, en Navidad tenemos que controlar nuestros impulsos y no podemos someter a nuestro hijo a todos esos estímulos de golpe, debe ir avanzado pasito a pasito.

Si el niño no es muy pequeño, lo ideal es empezar contándole en qué consiste la Navidad y qué tradiciones celebramos. Podemos dedicar una tarde a decorar la casa , asi el niño se divertirá mucho y empezará a descubrir la magia de la Navidad. y la llegada del fn de año.


Categorías

El bebé

Bebes Mundo

Bebesmundo era una web dedicada al mundo de los bebés. Actualmente está integrada en Madreshoy.com formando una web de mayor tamaño y con una... Ver perfil ›

Un comentario

  1.   Juan Marcos dijo

    Como familiares de un niño adoptado (sobrino) le hemos comprado el libro personalizado de adopcion (Nací en Rusia) en la web http://www.tiendaadopcion.com
    Esperamos que sea un bonito regalo para sus primeras navidades.

Escribe un comentario