Mi bebé tiene fiebre – I

bebe con fiebre

A lo largo del primer año, nuestros niños reciben una buena dosis de vacunas que en algunos casos van acompañadas de fiebre, previamente advertidos por el pediatra, esto no llamará nuestra preocupación. ¿Pero qué pasa cuando el niño tiene fiebre sin haber recibido alguna vacuna? Yo he corrido más de un vez en busca de “auxilio” medico. Es entendible que como padres nos preocupemos y en algunos casos nos asustemos ante un cuadro febril. En una ocasión lleve a mi niño a la clínica y lo ingrese por emergencia, luego de ser examinado por el pediatra, este me dijo con una gran sonrisa; Usted a traído a su niño de paseo, él está muy bien! Fue entonces que recibí información que hoy comparto.

La fiebre, es una elevación de la temperatura corporal por encima de la temperatura normal o promedio, y se presenta como una respuesta del sistema inmunológico que reconoce algún “bicho” al que combatirá hasta derrotarlo. Por tanto, la fiebre no es enemiga, es un aviso de que algo está sucediendo, así que pongamos atención y sobre todo, calma.

Determinar si hay fiebre o no dependerá de la temperatura y de donde se tome esta. Debe considerarse fiebre, la temperatura oral mayor de 37.5° C, la temperatura axilar mayor de 37.2 ° C, la rectal mayor de 38.0° C, en el oído, debe superar los 38.0° C. Nunca asuma que su hijo esta afiebrado solo con ponerle la mano sobre la frente, use siempre un termómetro. Para esto, contamos con tres tipos de termómetros, todos muy exactos; Tenemos los de mercurio, los digitales y aquellos que se ponen en el oído.


Escribe un comentario