Natación para embarazadas

Hacer ejercicio durante la gestación esta probado que hace muy bien tanto a la madre como al bebé. A la madre porque reduce la fatiga, combate la depresión y mantiene la figura y ayudará a que tengas una buena recuperación al post-parto.

Antes de practicar cualquier ejercicio, es recomendable que hagas una consulta con tu obstetra y que sea él quien te autorice a realizar ejercicios.

La natación es un deporte que puedes usarlo tanto estes o no embarazada. Si lo estás, lo bueno de este deporte es que es un medio apto para hacerlo y además disminuye los impactos del ejercicio.

Sea cual sea el ejercicio, tienes que tener en cuenta:

  • Se recomienda desde los tres meses de embarazo.
  • Ayuda a eliminar los excesos de agua y prepara el sistema muscular, proporcionando un bienestar físico y mental.
  • Fortalece los músculos y articulaciones.
  • Previene lesiones que podrían producirse fuera del agua.
  • Controla las emociones y mejora el estado de ánimo, relaja la mente, disminuye los niveles de estrés y la tensión nerviosa.
  • Mejora la circulación sanguínea, previene várices y reduce la hinchazón de los tobillos.

Escribe un comentario