La ONU llama a detener la comercialización engañosa de sustitutos de la leche materna

onu-lactancia2

Como recordaréis, el lema de la Semana Mundial de la Lactancia Materna de este año tenía relación con el Desarrollo Sostenible. Hablábamos enconces del efecto positivo que tendría sobre las vidas y la salud de cientos de miles de bebés. La organización impulsora de la iniciativa, señaló que el objetivo era ayudar a mantener e incrementar las tasas de lactancia materna y su permanencia en el tiempo, incidiendo especialmente en los países que se encuentran en desarrollo (y carecen de sistemas sanitarios con las prestaciones de los nuestros.

Es preciso pues apoyar la lactancia materna desde la primera hora de vida, lo cual significa que los profesionales de la salud deben estar completamente concienciados e implicados. El verano pasado asistíamos con estupor a un vergonzoso incidente protagonizado por dos jefes de pediatría imputados: habían estado apropiándose de dinero entregado por laboratorios farmacéuticos (comercializadores de alimentos infantiles), para ser invertidos en fondos de investigación. Probablemente con sus actuaciones habían vulnerado el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna.

Os cuento esto porque hace 2 días la ONU dio un paso importante, y desde su Comité de Derechos Humanos pidió a los gobiernos que detengan la comercialización “engañosa, agresiva e inapropiada” de sustitutos de la leche materna que realiza la industria a nivel global”. El organismo internacional entiende que los Estados no están usando todas las herramientas a su alcance para combatir las prácticas inadecuadas de comercialización de esos productos.

¿La lactancia artificial en entredicho?

No, lo que se está discutiendo aquí son las prácticas abusivas de mercadotecnia. La ONU considera urgente la aplicación del Código mencionado en todos los países. Lo que se pretende es proteger a las mamás y a sus bebés, que desde el principio deben recibir información veraz de personal sanitario bien formado y sin conflictos de intereses con los sucedáneos de la leche materna. Solo con la información se pueden tomar decisiones consecuentes.

A menudo las mamás no conocen suficientemente los beneficios de la leche materna, y se enfocan en las dificultades, pensando que no pueden superarlas, y no es así, porque además de los sanitarios, hoy en día tenemos la suerte de contar con asesoras de lactancia, grupos de apoyo, innumerable información escrita, y hasta aplicaciones. Se calcula que son 820.000 los niños que anualmente salvarían la vida en todo el mundo con una buena promoción de la lactancia materna.

onu-lactancia3

Si se aplicara el Código de comercialización de sucedáneos de la leche materna.

Las empresas tendrían que utilizar otras estrategias para vender sus productos, que no fueran agresivas y que resultaran respetuosas para con las madres. Y esto es lo que no se podría hacer:

  • Dar suministros gratuitos de leches a los hospitales.
  • Ofrecer muestras gratis a las familias, utilizando a los trabajadores sanitarios.
  • Se incluirían advertencias en las etiquetas.
  • Dar regalos a las madres o trabajadores de la salud.
  • No se promoverían alimentos ni bebidas para menores de 6 meses.
  • Tampoco se utilizarán imágenes de bebés en biberones, tetinas y leches.
  • Los hospitales no recibirían muestras gratuitas.

Cree la ONU que las tradiciones culturales o familiares, la estigmatización que sufren las madres al amamantar en público, ademas de la falta de información y formación de los trabajadores de la salud, son causas que obstaculizan la lactancia materna. Tras el aviso que todos hemos recibido, espero sinceramente que empecemos a tener una actitud más responsable hacia las mujeres y sus bebés.


Categorías

El bebé, Varios

Macarena

Ante todo madre: mis hijos se han criado pegados a mí, y han aprendido que la libertad se gana con responsabilidad. Ahora (¡bendita adolescencia!... Ver perfil ›

Escribe un comentario