¿Qué aprenden cuando se disfrazan?

disfraces

Como hemos visto en una anterior nota, los carnavales es una buena oportunidad de divertirse con los niños. Y qué mejor forma que verlos disfrazados. Y no cabe duda que ellos lo pasan en grande disfrazándose en carnaval. Vale cualquier traje, lo que importa es que se diviertan jugando a ser otros. Aunque para ellos es un juego, a través de su disfraz nuestros hijos aprenden muchas cosas.

Son muchos y variados los disfraces que pueden conseguirse. Pero, ¿Es solo un juego? Nosotros podremos verlos asi, pero para los especialistas, tras un disfraz puede esconderse mucho más.  Aparte de proporcionar cantidades ingentes de diversión, el disfraz ayuda al pequeño a desarrollar ciertas áreas de una forma fácil, lúdica y casi inconsciente. Veamos :

–  La principal es la creatividad, pues cuando el niño decide llevar algo de su héroe (digam,os el Hombre Araña) ya está usando sus neuronas para crear imagenes y personajes.

– Aprende a expresarse con libertad y distanciarse de uno mismo, que origina que el disfraz se use como terapia para que el niño no se ponga barreras.

– Jugará a lo que de verdad quiere, aunque se ensucie, tenga que ejercer de líder. Por eso, el disfraz también ayuda a liberar las tensiones.

– Pondrá en marcha el pensamiento simbólico, que caracteriza el 90% del juego del niño entre los 4 y los 6 años. Consiste en representar la vida de un adulto, de un animal o de un personaje de ficción. El pequeño observa y asimila sus impresiones del mundo a través de su propia visión.


Escribe un comentario