A partir de que semana disminuye el riesgo de aborto

Cómo hacer que mi hijo nazca

Las primeras semanas del embarazo son las más riesgosas. Aún cuando pareciera que la vida transcurre como siempre y no hay indicios de que hay un bebé en el vientre, es una época en la que hay que cuidarse. ¿A partir de qué semana disminuye el riesgo de aborto?

Sabemos que la tasa de aborto durante los primeros tres meses del embarazo son más altas y por eso el cuidado y el control son de gran importancia. Pero la pregunta es, ¿por qué esto es así? Basta con recorrer el desarrollo de un bebé desde el momento de la concepción para descubrirlo.

Razones de un aborto

Se sabe que, de acuerdo a las estadísticas, el riesgo de una pérdida espontánea del embarazo es un fantasma presente sobre todo en las etapas muy iniciales del mismo. A medida que el desarrollo del feto avanza hay más posibilidades de que el embarazo llegue a buen puerto. Si bien se cree que es fácil quedar embarazada, de todos los óvulos fecundados, hasta el 50% se pierden, una suerte de darwinismo natural que forma parte de la estadística. Más aún, luego del resultado positivo, todavía existe un 20% de riesgo de sufrir un aborto.

Cómo hacer que mi hijo nazca

Incluso dentro de la estadística, está la posibilidad de un embarazo anembrionado, es decir un test que da positivo pues se ha producido la fecundación pero ésta no avanzó, es decir que al momento de hacer la primera ecografía, se detecta el saco gestacional pero no hay huevo. Es un embarazo sin embrión.

La buena noticia es que después de las 11 semanas, el riesgo es menor a un 1%”. Entonces podríamos decir que a partir de esa semana disminuye el riesgo de aborto.

Ahora bien, ¿a qué se debe el riesgo de aborto en las primeras semanas? Principalmente, a alteraciones genéticas del embrión. Es lo que se conoce como aborto espontáneo, es decir un feto que no sobrevive porque desde el inicio presentaba problemas. El organismo naturalmente evita estos embriones y se produce el aborto. Se habla de un aborto espontáneo cuando el mismo se produce antes de las 22 semanas de embarazo. Sin embargo, la mayor parte de los abortos espontáneos ocurren entre las semanas 5 y 11. Por eso es que el primer trimestre es crucial y una vez pasado el mismo es posible relajarse.

Cuidados para evitar el aborto

De acuerdo a las estadísticas, el 70% de los abortos ocurren por alteraciones genéticas inmodificables. Luego están los abortos por patologías maternas (reumatológicas, endocrinológicas, inmunológicas) y los que ocurren por alteraciones anatómicas uterinas, incompetencia cervical o infecciones. También hay enfermedades autoinmunes, como el lupus, el síndrome antifosfolípidos, las trombofilias y la diabetes que también puede derivar en un aborto.

A partir del primer trimestre podemos hablar de que son semanas donde disminuye el riesgo de aborto. Más allá de la semana de la que hablemos, es muy importante el control del embarazo desde el inicio para así evitar inconvenientes en caso de alguna alteración. Por otra parte, el control del embarazo permite detectar alguna condición o riesgo que pudiera existir para así tratarlo, en caso de ser posible.

Artículo relacionado:
El papel de la matrona en el parto

En caso de detectar algún problema, habrá que hacer los estudios necesarios así como el seguimiento continuo para evitar los riesgos. Por otra parte, el médico indicará reposo en caso de ser necesario pues hay muchos casos en los que una vida tranquila ayuda a aliviar los riesgos de un aborto. El tratamiento preventivo existe y tiene muy buenos resultados.

La concepción

Al buscar un embarazo, el aborto es parte de la realidad de la concepción. Siempre hay un riesgo de que el embarazo no prospere. Forma parte de la estadística y de como la naturaleza actúa cuando detecta que hay fallas genéticas de origen. Un control efectivo y regular del embarazo es la única herramienta para realizar un seguimiento y así evitar riesgos en caso de detectar un problema. Un embarazo a término es un pequeño milagro, donde la naturaleza actúa con sabiduría.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.