Astigmatismo infantil, cómo detectarlo y solucionarlo

gafas infantiles

Uno de los problemas visuales más frecuentes es el astigmatismo. Te contamos de una manera sencilla en qué consiste, cómo puedes detectarlo en tu hijo o hija y cuáles son las soluciones. Empezamos por el principio, el astigmatismo es una alteración de la vista provocada por irregularidad en la curvatura de la córnea.

Los niños y niñas tienen mala visión desde todas las distancias, es decir, tanto de los objetos cercanos como de los lejanos. Los ven borrosos o distorsionados y es difícil que ellos mismos se den cuenta, así que tendréis que ser los padres y profesores los más atentos.

¿Cómo es la córnea de un niño o una niña con astigmatismo?

Pues la córnea, en vez de ser redonda, presenta una achatamiento en los polos, es decir que no es totalmente cóncava, sino que tiene una forma un poco ovalada. Cuando esto ocurre, se obtienen imágenes distorsionadas. Los médicos no saben porqué las personas nacemos con diferentes tipos de córneas, pero lo que sí está claro en el caso del astigmatismo es que hay una predisposición genética. Es decir, el niño ya nace con esta patología. Pero también puede ocurrir que se provoque con un accidente u otras causas una vez que vaya creciendo el niño, y sea adulto, pero no es lo habitual.

El astigmatismo puede influir, y mucho, en los logros escolares y deportivos de los niños. Por eso es tan importante realizar un examen de la vista a los niños de manera rutinaria, ya sea para detectar astigmatismo u otros problemas de la visión lo más pronto posible.

Para detectar y medir el astigmatismo el oftalmólogo utilizará un foróptero para determinar la forma del lente para corregir su visión, un autorrefractómetro para determinar qué lentes correctivos necesita, con queratómetro medirá la curvatura de la córnea. Esto es cosa del profesional, pero ahora te contamos cuáles son las pistas que te pueden llevar a pensar que tu hijo tiene astigmatismo.

Indicativos para sospechar que tu hijo tiene astigmatismo

Si observas en tu hijo algunas de estas pistas que te damos, te recomendamos que lo lleves al oftalmólogo. El niño o la niña lo agradecerá enseguida, y es que la vida cambia por completo cuando consigues ver bien las cosas.

Algunas de estas pistas son:

  • El niño o la niña tiene problemas para ver la pizarra o para seguir la línea cuando lee o escribe.
  • Guiña los ojos o los entrecierra tratando de enfocar mejor.
  • Se sale de la línea del dibujo que está marcado con mucha frecuencia.
  • Tuerce la cabeza para intentar ver mejor.
  • Se queja de dolores de cabeza, o tiene mareos.
  • Le pican los ojos y a menudo los tiene rojos.

Estos síntomas no son exclusivos del astigmatismo. Aquí tienes todo un artículo sobre los problemas de visión más comunes, verás como varias de estas pistas coinciden.

Tratamiento

Lo normal es que al niño o niña se le ponga gafas con lentes o cristales tóricos o cilíndricos, cuando tiene más de una dioptría de astigmatismo. Así se contrarresta la forma achatada de la córnea que provoca la mala visión. A veces el astigmatismo está asociado con la miopía. Será el profesional quien te recomiende la graduación y tipo de cristales ideales para el niño.

A medida que el niño se va haciendo mayor, puede decidirse por usar lentillas. Hoy en día, gracias a las técnicas láser, casi todas las personas pueden corregir su astigmatismo, a la vez que la miopía o hipermetropía. La operación es sencilla, segura, y sin necesidad de ingreso hospitalario, pero hay que esperar a los 18 años por lo menos.

Además de usas gafas también puedes reforzar su mejoría si realizáis algunos ejercicios oculares, por ejemplo: Sin llevar las gafas ni las lentillas puestas dile que ponga su dedo índice unos centímetros delante de su cara, y que lo mire fijamente durante unos segundos. De inmediato, das una palmada y tiene que mirar al lado opuesto de la habitación o por una ventana, para que enfoque a lo lejos. Puedes repetir este ejercicio a diario, además de otros.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.