Beneficios de la natación en mujeres embarazadas

natación embarazadas

La natación es uno de esos deportes que consideramos completos y que tiene numerosos beneficios, físicos y psicológicos sobre nosotras. Y más aún si estamos embarazadas. Ya hemos comentado en otras ocasiones la importancia de practicar deporte durante los meses de gestación. Nuestro cuerpo tiene que prepararse para un esfuerzo máximo, como es el parto, y la natación es una de las mejores opciones.

La recomendación de los médicos es que comencemos a practicar natación desde la semana 14 de estar embarazadas, 3 veces por semana. Si ya la practicabas antes lo ideal es no haberlo dejado, e ir acomodando el ritmo.

¿Por qué elegir la natación si estoy embarazada?

natación embarazadas

Cualquier deporte que no sea de impacto te vendrá bien durante el embarazo. Preparará tu cuerpo para el momento del parto, te aliviará tensiones emocionales, que por otro lado son inevitables, y evitará el sobrepeso. Pero además la natación tiene una serie de ventajas y beneficios, al practicarse en el agua, que otros deportes no te darán.

Durante la gestación el deporte es beneficioso, pero no la fatiga que está contraindicada. Los tiempos de recuperación son más largos y una excesiva acumulación de ácido láctico será nociva para el niño. Por eso te recomendamos la natación, porque según el principio de Arquímedes, la presión hidrostática y la resistencia hidrodinámica en el agua podrás moverte sin fatigarte. Se trata de fortalecer los músculos que mayores cambios van a sufrir.

La capacidad de flotación e ingravidez van a favorecer la libertad de movimientos de la mujer embarazada. Podrás adoptar posturas incómodas y casi imposibles de realizar en tierra firme. Otra de las ventajas es que la columna y las articulaciones se distienden y no soportan tanto peso como fuera del agua. Por último la presión del agua reduce el riesgo de lesiones tanto en la madre como en el bebé.

Más beneficios de la natación en embarazadas

agua embarazada

Gracias a la resistencia hidrodinámica, cuando las mujeres embarazadas hacen natación, se activa la circulación sanguínea, que junto con el efecto masaje del agua ayuda a prevenir las varices, la hinchazón de los tobillos, calambres y garantiza una mejor oxigenación. Además el sistema respiratorio trabaja a mayor intensidad, lo que aumenta la resistencia cardiorrespiratoria, que será tan necesaria durante el trabajo de parto.

Con la natación se relajan las zonas más sobrecargadas durante la gestación. Al nadar en posición horizontal se distribuye mejor el peso del cuerpo sin sobrecargar una zona en particular. En las embarazadas, sobre todo a partir del 7 mes, son muy comunes los dolores de cintura.

A la hora de elegir piscina para practicar la natación elige una en la que te sientas cómoda, y lo mismo te decimos con el bañador. No hay nada peor que un bañador incómodo para practicar deporte. Si vas a una piscina pública te recomendamos elegir los horarios con menos afluencia para evitar choques incómodos. Y si tienes la oportunidad, y la suerte, de practicar en la playa, mucho mejor, el agua salada ayudará a tu flotación.

¿Hay algún estilo más beneficioso que otro para las embarazadas?

natación embarazadas

No hay un estilo de natación, específicamente más beneficioso que otro para embarazadas. El que te sientas más cómodo. Los expertos sólo descartan nadar a mariposa. En los últimos meses de gestación, tú misma te darás cuenta que nadar de espaldas te será más grato.

La braza es recomendable cuando la practiques con una buena respiración y realizando bien los movimientos. Una de las ventajas de la braza es que permite trabajar todas las zonas, columna, piernas, pelvis, brazos, y se puede ejecutar de manera suave y controlada. Además este es el estilo de natación más recomendado si tienes problemas de columna.

El crol también es muy beneficioso desde un punto de vista cardiorrespiratorio, pero practicarlo bien implica una correcta coordinación, y si no lo haces te resultará muy cansado. Recuerda que todos estos beneficios físicos de la natación también favorecen una actitud psicológica más positiva.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.