Características del feto de 12 semanas

feto 12 semanas

El desarrollo del feto en el útero materno es toda una obra de ingeniería de la naturaleza. Es maravilloso conocer cómo de la unión de unas células, se crea una nueva vida que, si todo sigue su curso correctamente, se convertirá en una nueva persona que poblar este enorme mundo. Las primeras semanas de gestación son realmente curiosas, porque es cuando comienza la vida y se producen los primeros cambios importantes.

Si estás buscando quedarte embarazada o ya estás inmersa en esta increíble etapa de la vida de cualquier persona, te encantará saber cuáles son las características del feto de 12 semanas. Porque las mujeres embarazadas sienten una enorme curiosidad y necesidad de saber cómo va creciendo su bebé. Pero también es algo asombroso de conocer para el resto de personas, sean ya no madres y padres.

El feto de 12 semanas

Al completar las primeras 12 semanas de gestación se cumple el primer trimestre de embarazo. Unas semanas que por lo general resultan bastante complicadas y molestas para la mayoría de las embarazadas. Durante este primer periodo, las nauseas son muy frecuentes y la adaptación del cuerpo al cambio hormonal puede resultar bastante complicada.

A estas alturas, el feto de 12 semanas mide alrededor de 5 o 6 centímetros y pesa entre 10 y 15 gramos aproximadamente. Su crecimiento es muy rápido durante este primer periodo, sus órganos crecen rápidamente y muchas de las estructuras básicas del cuerpo adquieren la forma que será definitiva. En la semana 12, comienzan a formarse las cuerdas vocales, empieza a aparecer vello en el cuerpo lentamente y comienzan a desarrollarse las uñas de las manos y los pies.

Todavía es pronto para que puedas notar los movimientos de tu bebé, aunque no tardarás mucho en comenzar a sentir pequeños movimientos dentro de ti. Sin embargo, tu pequeño está creciendo y sus miembros ya están completamente formados y alargados. Su cabeza cada vez adquiere una forma más redondeada e incluso, puede abrir y cerrar la boca.

Cambios en la madre

Etapas del embarazo

Una de las mejores noticias al llegar la semana 12 del embarazo, es que generalmente comienzan a desaparecer esos primeros síntomas tan molestos, como las náuseas y el cansancio constante. Además, al completar el primer trimestre se reducen las probabilidades de sufrir un aborto espontáneo. Es decir, de alguna manera puedes relajarte un poco y disfrutar mucho más de tu embarazo.

Con la llegada de la semana 12 del embarazo, llega también el control del embarazo, con una primera ecografía (si llevas tu embarazo por la Seguridad Social, si no, podrás hacer más pruebas de ultrasonido). En esa primera prueba podrás ver a tu bebé, escucharás el latido de su corazón a toda marcha y el médico podrá comprobar que el desarrollo se está produciendo con normalidad.

También llega el momento de analizar algunos factores con los que se determinan malformaciones o la llamada traslucencia nucal. Consiste en medir la cantidad de líquido pseudolinfático, concretamente en la zona de la nuca entre los tejidos blandos y la piel. Con esta medición, se pueden detectar diversas anomalías cromosómicas, como el Síndrome de Down.

No obstante, esta primera medición no es categórica y si los resultados no salen del todo claros, se realizan pruebas más concretas en las que se valora si existe o no alguna anomalía en los cromosomas. En cualquier caso, el especialista será quién determine si es necesario o no realizar pruebas más específicas.

Cómo debes cuidarte cuando tu feto tiene 12 semanas

Desde el comienzo del embarazo debes cuidar tu salud al máximo, comer muy bien y de forma saludable, evitar coger peso y realizar movimientos muy bruscos. Pero a estas alturas que ya estarán pasando las náuseas, también es muy importante que comiences a controlar muy bien el peso que vas cogiendo. Al principio es normal no coger demasiado peso de golpe, porque las náuseas y las molestias estomacales lo evitan.

Sin embargo, una vez que empieces a encontrarte mejor empezarás también a notar más apetito de lo normal. En este punto, es fundamental que no te descuides, que realices ejercicio de forma regular, caminando al menos 30 minutos cada día y que evites comer productos poco saludables. Recuerda, descansa todo lo que puedas y no te olvides de mimar tu piel.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.