Cómo elegir una tablet para tus hijos y qué tarifa de internet contratar

Desde hace algunos años, las tablet han pasado a formar parte del día a día de los más pequeños de la casa. Estos dispositivos han demostrado que no solo están ahí para entretener, sino que también son una herramienta fundamental para el aprendizaje de los niños.

A día de hoy, el aprendizaje a través de la tablet se lleva a cabo tanto desde las aulas como dentro de casa. Por eso, resulta imprescindible comprobar qué uso se le da a este tipo de dispositivos y controlar, entre otras cosas, el gasto que este supone.

Actualmente, podríamos destacar tres usos de la tablet en los niños que son fundamentales para su desarrollo:

  • Utilización de aplicaciones educativas: aprender idiomas, hacer ejercicios de mates, aprender a relacionar conceptos básicos (como colores, formas y animales, sobre todo entre los más pequeños).
  • Hacer los deberes de clase: buscar información para hacer un trabajo del cole, pasar a limpio los apuntes o descargar las imágenes que necesita para ilustrar su proyecto.
  • Aprender jugando: a través de juegos tradicionales y nuevas aplicaciones, es posible que los peques aprendan jugando cómo cuidar de una mascota antes de que llegue e incluso cuáles son y dónde están los países en los que se encuentran sus animales favoritos. Además, aquí cabe todo: clásicos como el Tetris o el tangram para desarrollar lógica y formas, y revolucionarios como el World Chef con el que aprenderán a manejarse con los ingredientes de la cesta de la compra.

Si estás pensando en comprar la primera tablet para tu hijo o actualizar la que ya tiene, ten en cuenta en qué fijarte antes de comprarla y qué tarifa de internet o móvil contratar. En este comparador de internet y telefonía móvil puedes comprobar cuál es la que mejor se ajusta a tus necesidades.

¿Qué tablet comprar para tu hijo?

A la hora de decidir qué tablet es mejor para tus hijos, hay algunas recomendaciones que deben tenerse en cuenta.

En primer lugar, fíjate en la pantalla. Conviene que sea de algo más de 7 pulgadas. Con este tamaño es suficiente para que puedan apreciar todos los detalles sin problema. No obstante, hay que tener cuidado con sobrepasar esta medida en exceso. Con una pantalla muy grande aumenta el gasto de energía y, por tanto, la batería durará menos. Además, puede ser más complicado para tu peque manejarla por sí mismo.

Por otro lado, es importante fijarse en las características internas. La memoria, el procesador y la capacidad de almacenamiento son clave para que pueda utilizarla con comodidad, sin que las apps vayan a trompicones. Hay que tener en cuenta que, si bien estas aplicaciones no tienen un funcionamiento muy complejo, si cuentan con una amplia variedad de grafismos que deben cargarse para que la experiencia de aprendizaje sea satisfactoria.

Por último, ten en cuenta que cumpla con los requisitos de usabilidad mínimos: lenguaje en español y acceso a la tienda de aplicaciones. Por lo general, la gran mayoría de tablets que compramos para los niños incorporan un sistema operativo Android. Este es el que lleva la gran mayoría de dispositivos que no son Apple, es decir, que no son iPad.

En cualquier caso, comprobar que la tablet puede conectarse con el App Store o Google Play es imprescindible para que podamos descargar más adelante las aplicaciones que hagan falta.

¡Ah! Y por último, pero no menos importante, no olvides hacerte con una buena funda protectora para tablet que la mantenga a salvo de rayones y caídas. Si es lavable (de tela o silicona), mejor que mejor.

Contrata una tarifa 4G para la tablet

Las tarifas de internet 4G son las que te van a permitir tener conexión a internet en tu tablet dentro y fuera de casa. Además, son muy cómodas porque no siempre necesitan tener una línea de móvil asociada, por lo que no gastarás más de lo debido.

Según el comparador de roams.es, las tarifas 4G son una de las mejores opciones para quienes necesitan utilizar la tablet de forma permanente. ¿Por qué?

  1. Te permiten utilizar la tablet cuando estás fuera de casa: ponerles una película en el coche a los niños, que puedan hacer sus deberes en vacaciones estés donde estés, etc.
  2. Tienen una amplia cantidad de datos que, sumado a que estas apps para niños no son las que más internet consumen, serán más que suficientes.
  3. El precio de estas tarifas es bastante económico, ya que puedes encontrar ofertas por entre seis y diez euros mensuales.
  4. Se pueden compatibilizar con bonos de datos extra si el consumo es intensivo durante una época puntual, como en vacaciones o temporadas fuera de casa.

¿Un plus? No será necesario que gastes los datos de tu propia tarifa de móvil cuando estés de viaje o fuera de casa ya que no tendrás que compartirlos.

Y una última recomendación: como ya sabes, internet abre todo un mundo de posibilidades de contenido al que van a tener acceso todos tus peques. Establece un tiempo de uso diario razonable y no olvides fijar tanto un antivirus como una aplicación para control parental. ¡Prevención y sentido común es la clave!

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Entretenimiento

Administrador de Madres Hoy, una web de contenido especializado para las madres de todo el mundo. Descubre los mejores consejos para el cuidado de tu bebé.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.