Cómo enseñar a mi hijo a ducharse

Cómo enseñar a mi hijo a ducharse

A medida que los niños van adquiriendo madurez, deben ir aprendiendo a realizar ellos mismos acciones diarias tan habituales como ducharse. Se trata de un proceso natural, que les ayudará a adquirir autonomía e independencia y que necesitan para desarrollarse correctamente. Además, les ayudarás a adquirir unos buenos hábitos de higiene, que les acompañarán a lo largo de toda su vida.

Para enseñar a tu hijo a ducharse correctamente, debes hacer hincapié en las las diferencias entre la anatomía masculina y femenina. En función del sexo de tu hijo, deberás enseñarle a limpiarse bien una u otra zona, para que aprenda a hacerlo correctamente y adquiera unos hábitos de higiene adecuados. Si ha llegado el momento de enseñar a tu hijo a ducharse, no te pierdas los siguientes consejos.

Cuándo debo enseñar a mi hijo a ducharse

Enseñar a un niño a ducharse

La madurez no es una cuestión de edad, por lo que tendrás que valorar otros aspectos para decidir si ha llegado la hora de enseñar a tu hijo a ducharse solo. En rasgos generales, los 4 años son una edad apropiada para comenzar con este proceso. Eso si, como en cualquiera de los muchos aprendizajes de los niños, debe ser un proceso progresivo lleno de paciencia y comprensión.

Acompaña a tu hijo en su aprendizaje, nunca le dejes solo en la ducha hasta que no tenga una edad y una madurez suficiente para evitar posibles accidentes. Mientras va aprendiendo, celebra sus progresos para que sepa que lo está haciendo muy bien y tenga motivación por hacerlo cada vez mejor. Por supuesto, evita juzgarle y regañarle si no lo hace bien a la primera, podrías dañar gravemente su autoestima.

Prepara las herramientas apropiadas

Es muy importante que el niño tenga las herramientas apropiadas para poder ducharse bien, sin correr ningún riesgo. Es decir, coloca algún sistema de sujeción en los azulejos de la bañera, o un pequeño taburete donde pueda sentarse para lavarse con cuidado. Coloca también los accesorios a su altura, donde pueda coger su esponja y el jabón o la toalla, una vez que haya terminado.

Utiliza recipientes bien diferenciados para el gel de baño y el champú, si el niño es muy pequeño no sabrá leer y podría confundir los botes si se parecen demasiado. Procura que sean botes con colores diferentes y bien llamativos, para que el niño pueda diferenciarlos fácilmente. Si además utilizas botellas con dispensador, será mucho más fácil de utilizar para el pequeño.

Cómo enseñar a mi hijo a ducharse

Enseñar a los niños a ducharse

Una vez listas todas las herramientas, puedes comenzar con la lección. Primero explícale al niño cómo debe lavarse el pelo, (lo ideal es hacerlo cuando el niño tiene al menos 6 años, aunque depende de su madurez del pequeño). Con cuidado de que no le entre jabón en los ojos y procurando que caiga bien el agua para no dejar residuos en el pelo. Comprueba que el niño se aclara bien durante las primeras veces, antes de que salga de la ducha. Después de lavarse el pelo, debe utilizar la esponja y el gel de baño para lavarse muy bien el cuerpo.

Explícale que debe limpiarse bien todas las zonas de su cuerpo, incluso las que menos se ven, como las axilas, entre los dedos de los pies o detrás de las orejas. Debes prestar especial atención a la hora de explicarle al niño cómo debe limpiar sus genitales. Es aquí donde están las diferencias anatómicas que hacíamos referencia al principio de esta información.

Durante su aprendizaje, puedes empezar tú para que el pequeño vaya viendo cómo lo tiene que hacer. Pero si el niño muestra curiosidad, deja que lo haga el mismo mientras tú le vas guiando. Puede que tarde un tiempo en ducharse correctamente, que tengas que ayudar a tu hijo a aclararse bien el jabón o a limpiar algunas zonas donde no pueda acceder fácilmente. Pero recuerda, es muy importante que le permitas equivocarse y aprender de sus propios fallos, ya que es una parte natural del proceso de aprendizaje.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.