Cómo hacer un gimnasio de bebé

Cómo hacer un gimnasio de bebé

¿Quieres hacer un gimnasio de bebé? Entonces te damos varias ideas que puedes poner en práctica. Lo cierto es que en lugar de comprarlo, siempre puedes elaborarlo con materiales muy económicos y desde luego, vas a ahorrar pero siempre teniendo un buen resultado. ¡Seguro que a tu bebé le encantará!

Ya sabes que un gimnasio de bebé es algo muy útil y que cuenta con numerosas ventajas o beneficios para los más peques de la casa. Entre ellos, mejora su motricidad, además de estimular los brazos y piernas. Los bebés se irán preparado para pasar un buen rato y para disfrutar de cada etapa que tienen por delante. Así que, no te lo pienses y opta por una idea como esta.

Cómo hacer un gimnasio de bebé de manera muy fácil

Si quieres un gimnasio de bebé casero pero sin complicaciones, esta es tu idea perfecta. Porque en un abrir y cerrar de ojos puedes tener un bonito lugar de juegos para tus peques. Además de económico será muy sencillo de hacer, así que debes ponerte manos a la obra. En primer lugar tienes que buscar una manta o un tapete que hará de base donde colocar al bebé. Lo aconsejable es que sea un tejido suave y por eso, puedes elegir una manta, que tendrás que doblar un par de veces para que quede más mullida. Luego necesitas un par de flotadores de piscina de los denominados ‘churros’. Cómo suelen ser bastante gruesos, puedes cortarlos a lo largo y de uno, sacarás dos que son los que necesitas. Los unirás con un lazo.

Luego, tienes que unir también las esquinas de los flotadores a la manta base. Eso lo puedes hacer a través de unas cintas o bien, darles una puntada en la parte del lazo y la manta. Ya sabes que tienes que ponerlos cruzados y en forma de arco para que el resultado final sea perfecto. Ahora solo tienes que colgar una serie de juguetes. Lo mejor en este caso es optar por unos peluches que apenas pesen y sí, también te ayudarás de las cintas o lazos para ello.

Gimnasio de bebé en madera

Otra de las opciones que tienes para que tus bebés disfruten de un rato de juegos es esta. También se dejan ver y mucho los gimnasios de bebés en madera. Para ello, necesitas listones de madera que tendrán 80 centímetros de longitud y serán 4. Ya que formarán las patas del gimnasio. Mientras que a mayores necesitas un palo redondo de madera de un metro. Así que, cortarás la madera y al mismo tiempo, harás el agujero donde irá la barra o palo redondo que hemos mencionado. Como estamos hablando de madera, debemos lijar bien para que no quede todo bien liso y finalmente, le daremos una capa de pintura del color que queramos.

Para una mayor seguridad, las patas llevan una cinta puesta con grapas que evitarán que se abran o que resbalen. Finalmente, es el momento de colocar los peluches o muñecos que harán que tu bebé se divierta. Puedes colgar todo aquello que quieras a través de unas cuerdas o lazos. Claro que puedes añadir algunos muñecos con sonidos para que despierten todavía más su curiosidad. Ya que cuantos más colores y formas tengan, más podrán disfrutar.

Cuándo se puede poner al bebé en el gimnasio

Ahora que ya tienes un par de ideas básicas y sencillas de cómo hacer un gimnasio de bebé, nada como dejar claro una duda como esta. ¿Cuándo poner al bebé en el gimnasio? Pues puedes hacerlo alrededor de los 3 meses. Es cierto que si lo pones con tan solo un par de meses puede que no lo disfrute tanto y que se rinda ante el sueño, algo que no es nada malo. Se dice que a una edad temprana es un elemento perfecto para poder ir afinando sus sentidos, a pesar de que sus movimientos aún pueden ser más lentos. El gimnasio lo podrá seguir usando hasta allá de los 7 u 8 meses, así que, tiene mucho tiempo por delante para sacarle un buen provecho a tu trabajo casero.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.