Cómo jugar con los niños de un año

Cómo jugar con los niños de un año

Un bebé a la edad de un año ya ha desarrollado habilidades físicas importantes para que comience a explorar su mundo a través del juego. Los niños ya comienzan a ir de la mano de sus padres porque intentan dar sus primeros pasos y tienen absoluta independencia para coger objetos con las manos. Muchos padres quieren participar es su exploración diaria y para ello se preguntan cómo jugar con los niños de un año.

Hay multitud de juegos a disposición de los niños y muchos vienen adaptados por edades. Qué tipo de habilidades tiene tu hijo sintonizará con su juego y la persona para desarrollar sus habilidades. Existe el juego con balón, los cuentos, los bloques de juego, etc. de los cuales son juegos clásicos y variados para todas las edades. Para conocer muchos más sigue leyendo…

¿Cómo pueden jugar los padres con los niños de un año?

A partir de esta edad un bebé ya comienza a explorar su entorno con más asombro. Comienza a experimentar cómo su cuerpo ya responde a muchos de los estímulos y sus piernas empiezan a caminar. Todavía siente apego por su chupete y juegan con él. Los sonajeros también son muy entretenidos pues les gusta coger los objetos para poder morderlos, chuparlos, moverlos y hacer ruidos constantemente. Observarás cómo les entretiene tirar los objetos al suelo, para que sus padres estén continuamente recogiéndolos.

Los padres pueden desarrollar juegos que tengan influencia con el desarrollo de su psicomotricidad. Les gusta todo lo que puedan hacer con la fuerza de su cuerpo, como saltar, correr, gatear, etc. Les encanta jugar con todo lo relacionado con sus habilidades artísticas, los juegos de construcción para bebés, garabatear, cantar o tocar un pequeño instrumento con ritmos. Otras de sus destrezas es la imitación de las personas, les gustará representar el papel de otras personalidades con disfraces o siendo padres de sus propios bebés.

Cómo jugar con los niños de un año

Juegos para practicar con tu bebé de un año

Hay que proporcionar a los niños todo tipo de objetos para su desarrollo. Los padres también somos una pieza imprescindible para convertir cualquier idea en un juego muy divertido. Observa los juegos más comunes y que más gustan a estos pequeños:

  • Los juegos de construcción son uno de los imprescindibles en todas las casas. Están hechos de diferentes representaciones, con formas de cubos encajables, piezas de diferentes formas, con muchos colores y materiales desde el plástico a la madera. Todos ellos adaptados a su edad, para que los padres puedan jugar con ellos. Se pueden construir grandes torres para que los niños puedan derribarlos ya que esta parte es muy emocionante para ellos.
  • Jugar en el agua es de lo más divertido. El momento del baño, junto con el chapoteo es el lugar idóneo para sentir cómo se mueven y se relajan jugando. Los padres pueden participar con el baño, junto con juguetes especializados o cuencos que se vuelven a dar un segundo uso. Les encanta tanto en casa, como en la piscina o en la playa, jugar con recipientes y trasvasar el agua de un objeto a otro.
  • Las pompas de jabón también son muy divertidas, puedes jugar con ellos a lanzar pompas para que las cojan, o hacer que ellos también soplen para que se sientan orgullosos. Además, es una destreza que les enseña a controlar la respiración. Lo mismo podemos decir de los globos, les encanta intentar soplarlos y sobre todo jugar con ellos.

Cómo jugar con los niños de un año

  • Jugar a los papás y mamás también es muy emocionante. A los niños de un año ya les gusta imitar a los mayores, cuidando de algún muñeco o su peluche preferido y preparando sus comiditas. Cómo la imitación les gusta, también les gustará disfrazarse, interpretar a otros animales o personajes y sobre todo pintarse la cara.
  • Los juegos con sonidos. Les encanta todos los juguetes que puedan emitir sonidos y eso se puede ver con los instrumentos musicales adaptados para su edad. Intenta tocar algo con el bebé y acompáñalo con ritmos. Puedes poner música divertida y bailar juntos e incluso interpretar alguna canción, es una acción entretenida y que les encanta.
  • Los juegos con texturas son otra forma alegre de pasarlo bien. Descubren la manera en que están formados los materiales con el tacto y eso lo descubren con la plastilina, el slime, la pintura acrílica para pintar con dedos e incluso con la propia comida. Todos estos materiales pueden servir como pequeños juegos para jugar junto a la familia y pasar un momento muy entretenido y apasionado.

Si quieres conocer mucho más sobre sus habilidades puede entrar a conocer los juegos didácticos para que los niños aprendan a escribir junto al juego, o cómo se entretienen con los puzzles y cuáles son sus beneficios.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.