Cómo mejorar habilidades sociales de los hijos

Mejorar las habilidades sociales

Ayudar a los niños a mejorar las habilidades sociales es fundamental para asegurarnos de que los niños cuentan con las herramientas necesarias para relacionarse en sociedad. Muchos niños tienen dificultades para relacionarse y no por ello deben tener algún trastorno. Aunque también es posible, por ello siempre es fundamental acudir a la consulta del pediatra cuando surjan dudas con respecto al desarrollo de nuestros hijos.

Para los mayores es común pensar que los niños tienen facilidad para hacer amigos, que no necesitan ayuda para compartir espacio o que no lo pasan mal en el parque. Sin embargo, muchos niños sufren cada día porque no tienen herramientas para gestionar los momentos con sus iguales. Cuando están en el colegio cuentan con la ayuda de los profesores que crean momentos compartidos. Pero los peques no están siempre en la escuela.

Qué son las habilidades sociales

Enseñar a los niños a hacer amigos

Las habilidades sociales son esas herramientas que nos permiten relacionarnos con otras personas. En definitiva, no son más que formas de comunicación tanto a nivel verbal como no verbal. Gestos, miradas o palabras que nos ayudan a conocer a otras personas, establecer relaciones o poder actuar en espacios tan comunes como lugares de trabajo.

En esta era en la que todo es tecnológico, en la que se ha pasado por una pandemia que ha privado a los niños de compartir espacio con sus iguales durante más de 2 años, es fundamental enseñar a los niños a mejorar sus habilidades sociales. Porque si ya de entrada es complicado, en esta situación puede ser incluso frustrante. Si necesitas algo de ayuda, enseguida te dejamos algunos consejos para ayudar  tus hijos con sus habilidades sociales.

El valor de ser generoso y compartir

Dentro de esta alerta sanitaria que nos ha quitado tantas cosas, una de la que más ha dañado la infancia de los niños es la posibilidad de compartir. Con el miedo del contagio, durante mucho tiempo les dijimos a nuestros hijos que no debían compartir sus cosas, tocar, abrazar o besar a sus compañeros. Les enseñamos que era peligroso utilizar los juguetes de otros niños. Pero eso ya ha pasado, o al menos ya no se trata de algo tan peligroso.

Por ello hay que empezar a corregir esa forma de relacionarse, porque llega el momento de volver a compartir. Y en compartir está el fundamental valor de la generosidad. Enseña a tus hijos a no ser egoístas desde el ejemplo, ayuda a las personas que lo necesiten y así aprenderán a ayudar a otros niños en el parque o en el colegio.

Escucha a tus hijos

Hablar con los hijos

No hay nada peor para la autoestima que pensar que lo que dices no tiene importancia, que nadie te presta atención. Y esto es algo que ocurre con frecuencia con los niños. Ellos hablan, te cuentan muchas cosas y te enseñan como es su día a día. Pero en la mayoría de los casos los padres están tan ocupados con las obligaciones que pasan por alto toda esa información.

Los niños se vuelven así tímidos, opacos, sin autoestima y con una falta de confianza que les impide relacionarse con otros niños. Invita a tus hijos a hablar contigo, a contar cómo les ha ido el día, si les gusta la comida o qué les gustaría hacer el fin de semana. Pero escúchalos de verdad, con interés, hazles preguntas para que sepan que lo que dicen es importante. Ganarán confianza para poder hablar con otros niños.

No fuerces las amistades

Una cosa es que sea importante que los niños se relacionen socialmente, y otra cosa, es obligarlos a hacerse amigos a toda costa. No fuerces una amistad que no tiene futuro, si los niños no encajan por diversas razones no tienen por qué estar todas las tardes juntos. Deja que tus hijos conozcan a otros niños llevándolos a sitios diferentes, sal de su (y tú) zona de confort y así podrán conocer a chavales con sus mismos intereses.

Poco a poco los niños se irán soltando, pero siempre contando con tu apoyo para guiar su camino. Recuerda que los padres y las madres son los pilares de la vida de los niños y por ello son fundamentales en todos los aspectos de su desarrollo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.