Consejos de aseo para madres ocupadas

La maternidad no deja mucho tiempo para una misma, parece una utopía eso de tener tiempo para dedicarte… Pero no todo tiene que ser estrés y cero tiempo para ti. Hay algunos trucos que puedes utilizar para verte mejor física y anímicamente, por las madres también seguimos siendo mujeres y nos gusta sentirnos bien con nuestro aspecto físico cada día del año.

A continuación te vamos a dar algunos consejos para que puedas tener un buen aseo aunque seas una madre ocupada. Tu imagen dice mucho de ti y además, si la cuidas te sentirás mejor contigo misma tanto por fuera como por dentro.

  • Planificar el día siguiente. Planifica el día siguiente desde la noche anterior. Prepara la ropa e incluso la comida, si no puedes pide ayuda, pero que esto te ayude a tener 10 min para poder arreglarte.
  • Levántate antes que los niños pequeños para poder centrarte en ti misma.
  • Haz un esfuerzo extra para cuidar tu piel -incluyendo una buena alimentación-. Tener una piel radiante significa usar menos maquillaje por las mañanas (y ahorrar tiempo en eso).
  • Utiliza crema hidratante y humectante diariamente. Un poco de rímel y brillo labial puede hacer milagros en tu imagen.
  • Involucra a tus hijos en tu rutina de belleza. Si es necesario, mientras te arreglas el pelo tu bebé puede gatear por la habitación bajo tu atenta mirada.
  • Mantén todo lo que necesitas en su lugar para que no pierdas las cosas por buscarlas.
  • Ten una buena planificación de tareas con tu pareja si la tienes. Por ejemplo, mientras él prepara el desayuno tú te arreglas -antes de que se levanten los niños-, etc.
  • Ves a la peluquería si lo necesitas.
  • El tiempo de la ducha debe existir cada día, te sentirás mejor y podrás disfrutar al sentirte limpia y fresca cada mañana.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *