Consejos para aliviar las principales molestias del embarazo

El embarazo es una época maravillosa llena de magia y descubrimientos. Cada ecografía, cada cambio en nuestro cuerpo lo vivimos con mucha ilusión y alegría. Pero seamos sinceras, el embarazo también trae molestias. Algunas mujeres tienen suerte y solo las notan en los últimos meses de embarazo pero luego hay otras mujeres que lo viven con bastantes molestias durante todo el embarazo. Cada mujer y cada cuerpo es único. Por eso os queremos proponer unos consejos para aliviar las principales molestias del embarazo y que sea mucho más positivo esta etapa.

No se vive igual cada embarazo. Una misma mujer puede vivir de forma completamente distinta cada uno de sus embarazos. Pero aún así hay unas molestias que son bastante comunes en casi todas las futuras madres. Con unos sencillos consejos podemos aliviarlos, además de seguir los consejos médicos.

¿Cuáles son las molestias más habituales durante el embarazo?

Las molestias más habituales durante el embarazo son las náuseas y vómitos, el ardor de estómago y reflujo, calambres en las piernas, estreñimiento y hemorroides, insomnio y dolores de espalda.

Esto no quiere decir que solo haya estas molestias pero sí que son las más habituales por lo que es normal si las padeces. Pero también hay otras molestias como cansancio excesivo y somnolencia, varices, manchas en la cara, cambios emocionales, ansiedad, piernas hinchadas, estrías, nariz taponada, incontinencia urinaria y dolor de pechos que también puedes sufrir. Aquí nos centraremos en las primeras ya que son las más habituales. No debes preocuparte si las tienes, aunque si sientes cualquier cosa que salga de lo habitual consulta con tu médico.

Consejos para aliviar las principales molestias del embarazo

  • Náuseas y vómitos. Son bastante habituales sobre todo durante los 3 primeros meses de gestación y suelen aparecer muy pronto, incluso antes de conocer el embarazo. Suelen producirse normalmente durante las primeras horas de la mañana, pero también podría prolongarse durante todo el día. Se recomienda hacer varias pequeñas comidas durante el día en lugar de hacer pocas y copiosas. Evita los fritos y los condimentos, tomar manzanillas por las mañanas puede aliviarte las náuseas. Si llegas a vomitar bebe agua en pequeños sorbos para evitar deshidratarte.
  • Ardor, acidez y reflujo. Es una sensación de ardor estomacal que se siente después de comer. Es provocado por las hormonas y cambios que se producen en nuestro cuerpo.  Se recomienda también hacer pequeñas comidas frecuentes para hacer más liviana la digestión. No te acuestes nada más cenar y no tomes antiácidos sin consultarlo antes con tu médico.
  • Estreñimiento y hemorroides. Las hormonas provocan que el ritmo intestinal vaya más lento, y además el útero cada vez hará más presión sobre los intestinos. Se recomienda comer fibra, beber bastante agua y caminar. Si el estreñimiento se complica llegan las hemorroides, por lo que es mejor prevenirlas.
  • Calambres en las piernas. Un dolor desagradable que se siente en las piernas sobre todo durante el segundo y tercer mes de embarazo debido al peso, cansancio, presión del útero y la pérdida de socio o potasio. Se recomienda no estar mucho tiempo de pie o con las piernas cruzadas y evitar el sedentarismo. Camina todos los días, bebe mucha agua, haz ejercicios para estirar las piernas. Un baño caliente o un masaje alivia y relaja las piernas.
  • Dolor en la espalda. En el artículo “Cómo aliviar el dolor de ciática durante el embarazo” os hablaba del dolor en la baja espalda durante el embarazo. También hay otros dolores como el lumbago que se pueden sufrir durante el embarazo. Se recomienda hacer ejercicio como yoga prenatal, natación o aquagym para trabajar la espalda y el abdomen. El sedentarismo suele empeorar el dolor.
  • Insomnio. Según va creciendo la barriga los problemas para dormir aumentan. La postura más cómoda para dormir suele ser de lado, con la pierna de ese mismo lado estirada y la pierna de arriba flexionada sobre una almohada. Vete probando hasta que encuentres la postura más cómoda para ti.

Porque recuerda… hay cosas que están fuera de nuestro control, pero otras podemos hacer cosas para mejorar o prevenir que sucedan.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Embarazo

Psicóloga apasionada de la Inteligencia Emocional y el desarrollo personal. Compagino mi labor como empresaria con el estudio de la mente humana. Creativa, curiosa y emprendedora, apasionada de acercar la psicología a todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.