Crecimiento y desarrollo durante los 4 primeros meses de vida

niña durmiendo

Hoy os he traído un artículo en el que plasmo una serie de aprendizajes en el crecimiento de los bebés durante los 4 primeros meses de vida. Esta serie de aprendizajes durante el crecimiento y desarrollo del bebé, es una importante tarea que lo padres deben comprender para que les sea más fácil interactuar con ellos.

El crecimiento y desarrollo no solamente incluyen los cambios físicos que se producen dese que nacen hasta que son adolescentes, también establece los cambios emocionales, conductuales y de personalidad, de lenguaje y de forma de pensar que el niño desarrolla cuando empieza a comprender e interactuar con el mundo que le rodea.

El bebé va creciendo relativamente a medida que pasa el tiempo. Durante este tiempo, se producen en él una serie de cambios, aprendizajes y desarrollos en los que deberán ser correctamente observados por los padres por si se encontrarán con alguna anomalía que desencadenará algún trastorno.

Primer mes

  • Reconoce y reacciona a la voz de su padre y su madre.
  • Tumbado boca abajo, mueve simétricamente brazos y piernas.
  • Tiene los brazos flexionados y las manos casi siempre cerradas.
  • boca abajo, gira la cabeza y la levanta durante algunos instantes.
  • Su única reacción es abrir y cerrar las manos cuando está a gusto.
  • Duerme durante la gran parte del cuerpo.

niño durmiendo

Segundo mes

  • Sigue objetos y personas con la vista.
  • Responde al tono de voz y escucha los sonidos suaves.
  • Empiezan a desaparecer la mayoría de los reflejos perinatales.
  • Patalea con fuerza y sostiene la cabeza al levantarlo.
  • Pasa más tiempo despierto y atento a todo lo que ocurre.
  • Fija la mirada, sonríe y empieza a balbucear.
  • Mira su mano y se la lleva a la boca.
  • Trata de alcanzar los objetos más cercanos.

Mano en la boca

Tercer mes

  • Comienza a balbucear y emite sonidos espontáneos.
  • Sostiene la cabeza durante un minuto y se sujeta con los brazos.
  • Alcanza objetos y los coge con la mano abierta.
  • Fija más la mirada y sigue el movimiento con los ojos y con la cabeza.
  • El niño empieza a tener más lagrimas y saliva, por lo que babea mucho, aunque esto no significa que le slagan los dientes.
  • Ve y mueve la mano cerrada en un puño.
  • Ríe y grita.

Sostiene la cabeza

Cuarto mes

  • Muestra curiosidad por todo lo que ve y oye.
  • Tumbado boca arriba juega con los pies.
  • Se lleva las manos y objetos a la boca.
  • Emite pequeños chillidos para llamar la atención.
  • Responde con risas al estímulo del juego y al ver a personas familiares.
  • Sigue a sus padres con la vista en un radio de 180º.
  • Control estable de la cabeza en posición erguida.
  • Distingue entre él (lo porpio) y lo que no es él (lo extraño).

Juega

Más información – El bebé en su segundo mes de vida


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *