Cuándo se cae el lanugo de un bebé

Cuándo se cae el lanugo

El lanugo es el vello que tienen muchos bebes en su nacimiento, este vello puede aparecer en la cara, brazos, espalda, orejas, etc. Ver que tu bebé nace cubierto de esta capa de vello corporal, es impactante, un sentimiento normal entre los padres.

Este vello normalmente, desaparece antes de que el bebé nazca, pero en algunas ocasiones, algunos de ellos lo mantienen unos meses después de su nacimiento.

Suele darse de manera más común entre los bebes que nacen de manera prematura, eso no exime de que bebes no prematuros no lo puedan padecer. Pero no es un motivo de preocupación.

Qué es el lanugo y qué funciones tiene

Recién nacido

Como te hemos dicho, el lanugo es una capa de pelo muy fino y de baja pigmentación, que se desarrolla en el cuerpo del feto. La función principal de este pelo, es la de proteger la piel de los bebés, esa piel tan delicada que tiene los recién nacidos y que carece de grasa subcutánea.

Además, también cumple la función de mantener la temperatura corporal del pequeño y proteger la piel de efectos como el frío, deshidratación o irritaciones.

El lanugo, aparece en los fetos entre la 13 o 14 semanas de gestación. Comienza en la cabeza del bebé y conforme van avanzando las semanas de gestación aparece en todas las partes de su cuerpo. Cuando la madre este en las últimas semanas de embarazo, esta capa de vello comienza a desprenderse en el interior de la cavidad uterina, quedando esas vellosidades en el líquido amniótico, lo que ayudará a la elaboración del meconio.

¿Cuándo se cae el lanugo?

Bebé con lanugo

El lanugo, desaparece de forma natural antes del nacimiento del bebé, sobre la semana 40 de gestación.

Si por el contrario tu bebé nace con ello, no te preocupes, que no requiere de tratamientos. Lo más normal, es que desaparezca en unas semanas, y este será remplazado por un nuevo vello, más fino y menos visible.

Si tu bebé ha nacido con lanugo, tiene que seguir unos consejos para cuidar de su vello corporal.

Lo primero es que vosotros los padres, seáis pacientes, no hay que preocuparse, no hay que obsesionarse en tocarlo, porque al final desaparecerá.

Lo más importante y os lo dirán los pediatras, es que ni se os ocurra depilar al bebé, puede resultaros una broma esto, pero nunca es malo recordarlo. Este proceso no es seguro para los pequeños, ya que podrían provocarle irritaciones en su piel.

Los masajes en la piel de los bebés con aceites específicos, pueden ayudar a que la caída del lanugo se acelere, pero siempre con sumo cuidado de no dañar la piel de los bebés. Siempre hay que utilizar productos aconsejados para su piel.

Si ves que está tardando o simplemente estas preocupado o con dudas, no dudes en ir a hablar con tu pediatra, él es el que te responderá de mejor manera a tus preguntas y te garantizará que el que tu pequeño bebé tenga lanugo no es un motivo grave, ni de qué preocuparse, acabará desapareciendo con el tiempo, por sí solo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)