El juego dramático en los niños

Juego dramático

Para desarrollar la creatividad en los niños se deben de plantear juegos variados y, aunque hay diferentes tipos de juego, el que más fomenta dicha creatividad es el juego dramático. Esta creatividad es fundamental para que los niños expresen sus emociones para que en un futuro pueda enfrentarse a sus sentimientos.

La dramatización es la libre expresión de unas situaciones determinadas, bien sea con texto o sin él. Esta se puede realizar desde una canción hasta un cuento, un poema y, además, en una situación cotidiana. Por lo que podríamos decir que la dramatización se expresa a través de la acción corporal y escénica en una determinada situación.

Por tanto, el juego dramático está ligado al juego simbólico infantil, y esta a su vez va unida a la libertad de expresión y al proceso educativo escolar y extraescolar del niño.

Con este juego dramáticvo se intenta conjugar la vertiente lúdica, teatral y divertida de los factores de aprendizaje de los niños. Por ello, está ayudando al niño en su prodeco de desarrollo global siendo una actividad que va a activar su fantasía, imaginación y creatividad.

Juego dramático

El juego dramático desarolla dos facetas fundamentales en el desarrollo del niño:

  • La expresión desde el momento que tiene el niño la posibilidad de expresarse libremente, recrearse y revivir situaciones por él creadas.
  • La comunicación con los otros para llegar a un acuerdo con el resto del grupo.

El juego dramático aparece como un espacio vacío que el propio niño va a tener que ir rellenando y está dividido en dos factores: espacio físico y espacio imaginativo donde el niño puede desarrollar su creatividad.

Juego dramático


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *