El perímetro cefálico

El perímetro cefálico del bebé, es el que consta de la parte de la cabeza más grande, el cual se mide por encima de las orejas y las cejas, dando la vuelta al cabeza con una cinta métrica.

Cada vez que vamos al pediatra, esta medida forma parte de la rutina, comprobando así, el perfecto desarrollo del niño. Estas revisiones, se efectúan al nacer y después mensualmente hasta los tres años. En las anotaciones del control, ha de seguir en su crecimiento, una curva en las medidas, estando situada en las proporciones normales de su edad y sexo. Esto es muy importante, el ir contrastando las medidas, para un seguro y sano desarrollo del bebé, sobre todo, el de su cabecita.

Cuando las medidas de la cabeza, no son normales, es síntoma de que algo no va bien, de que hay algún problema.

Cuando la cabeza presenta un tamaño más grande de lo normal, puede ser por:

-meningitis. Esto es inflamación del cerebro y médula espinal

-sangrado interno en la cabeza

-hidrocefalia. Se debe a la acumulación de líquido en el cráneo, alrededor del cerebro

-tumores

-macrocrania

-enfermedad de Canavan. Aparece cuando las células nerviosas se degeneran o rompen. Esto es hereditario

-síndrome de Morquio

-síndrome de Hurler

Si por el contrario, la cabeza presenta un tamaño más pequeño de lo normal, puede ser debido a:

-microcefalia. El cerebro, crece más lentamente por alguna enfermedad, trastorno genético, desnutrición

-mal desarrollo del cerebro

-desnutrición

-los huesos del cráneo se fusionan demasiado pronto


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *