¿En qué consiste la técnica del sándwich o bocadillo?

Técnica del sándwich o bocadillo

¿Conoces la técnica del sándwich o bocadillo? Es uno de los mejores métodos para poner en práctica, ya que tiene como finalidad mejorar la comunicación con nuestros hijos. Dicho de otro modo, es una manera de poder decirles que no a algo, pero de un modo más suave y haciendo que entiendan mejor los motivos. ¡Seguro que lo has hecho en más de una ocasión!

Todos necesitamos decir lo que nos parece algo, sin tener que callarnos las opiniones. Pero cuando se trata de los más pequeños de la casa, siempre debemos tener las mejores palabras para evitar malos entendidos y para que sufran más de la cuenta. Así que, a partir de ahora seguro que pondrás la técnica del sándwich o bocadillo en práctica cada día.

Cómo saber decir ‘no’

Es de lo más importante en nuestra vida. Muchas veces por miedo a que la otra persona se sienta mal, nos hemos dejado llevar por acciones que realmente no queríamos hacer pero si a nuestro amigo o pareja sí, nos lo hemos callado. Pues con los peques a veces también ocurre así. Porque queremos que estén siempre contentos y motivados, claro que no siempre podremos llevarlo a cabo. A veces hay que decir una negativa pero intentaremos que no sea de lo más brusca para que vayan aceptándola de la mejor manera posible. Tenemos que enseñarles a defender un punto de vista pero sin que eso hiera a la otra persona. Así que, el decir que no sí entra en nuestros planes pero con la técnica del sándwich o bocadillo será totalmente diferente a lo que pensamos.

Técnica del bocadillo

En qué consiste la técnica del sándwich o bocadillo

Tiene ese simbolismo porque se trata de decir tres ideas resumidas en tres frases que reflejarán la finalidad de una técnica como esta:

  • Una frase positiva elogiando algo de la otra persona y que tiene que ver con el tema a tratar.
  • La frase negativa irá justo en el medio para intentar así que sea más leve.
  • Terminamos con una nueva frase positiva que puede ser haciendo planes para una próxima vez o volviendo a destacar algo positivo de la persona.

Ahora seguro que entiendes el porqué de llamarse bocadillo o sándwich. Porque es una técnica que consta de tres partes. Dos más sólidas como si fueran las rebanadas de pan y la central que es negativa pero también importante para poder completar el proceso. Es una idea muy válida cuando los peques se portan mal o tenemos que cancelar algún viaje o plan que teníamos previsto con ellos. ¡Será toda una crítica constructiva!

Ejemplos de la técnica del bocadillo

Imagina que tu hijo siempre tiene problemas a la hora de comer, enfados, lloros y demás serán los protagonistas cuando llega el momento tan esperado. Así que, en primer lugar podemos decirle que lo queremos mucho, que estamos encantados de compartir ese tiempo del almuerzo con él pero que necesitas que coma y que se tranquilice, porque no nos gusta verlo así. Finalmente le diremos que confiamos en que lo intentará por todos los medios y le damos algunos pasos a seguir para conseguirlo.

Técnica del sándwich en niños

Si ha tenido un problema en el cole y se ha peleado con algún compañero, no conviene reñirle de primeras. Sino que puede usar esta técnica y armarte de paciencia para controlarte. Comenzarás diciendo algo similar a lo anterior, que lo quieres mucho que te gusta cuando se divierte con sus amigos para luego comentarle que cuando está peleándose con otros niños hace mucho daño. Intentando hacerle ver que el daño va para todos los que le rodean y que está mal. Terminamos comentándole que cuando sienta esa necesidad de pelear o de enfado, que nos lo diga antes y que confíe en nosotros.

Beneficios de la técnica del sándwich

Quizás al comienzo sea un tanto complicado el ponerla en práctica pero luego irá todo rodado. Por eso, cuando lo consigamos tendremos una serie de beneficios que destacar. Por un lado, es un paso más para poder decir que no, pero de una manera menos alterada. Para los peques será una manera de levantarles la autoestima, ya que les da más valor y hasta les ayuda a tomar decisiones. Ya que toda esta técnica es una crítica constructiva y no se verá como un regaño. ¡Seguro que así se motiva para no volver a cometer los mismos errores!


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)