En verano los niños también se ponen enfermos: todo lo que necesitas saber

Enfermedades-verano2

Niños y verano, verano y niños: una combinación que da como resultado diversión, nocturnidad, libertad, nuevos amigos, y muchas de esas cosas que merece la pena vivir para que después se conviertan en inolvidables. Pero también está claro que el descontrol en los hábitos trae unos kilos de más en los peques, descuidar la piel puede acabar en una quemadura solar, y olvidarnos de la higiene de manos se convertirá fácilmente en una afección que es temida pero a la vez infravalorada: la gastroenteritis.

En Madres Hoy procuramos ofreceros información útil y actualizada sobre salud y seguridad infantil, y ¿sabes? además de algunos problemas relacionados con el exceso de calor, o de los ahogamientos secundarios, nos vemos en el deber de contarte cuáles son las enfermedades más comunes de esta estación. Así que, empecemos:

Vaya por delante que si cuidamos la alimentación, les hidratamos (por dentro y por fuera) bien, y velamos por su seguridad, muchos de los problemas nos los podremos ahorrar. Pero somos humanos y sin querer podemos bajar la guardia; y por otra parte no siempre todo depende de nosotros. Intentaremos que no enfermen, pero si ocurre les cuidaremos y actuaremos con sentido común, al fin y al cabo ¿qué es un episodio febril en todo un verano?

Deshidratación y gastroenteritis: pueden ser graves y a veces están relacionadas.

Ya nos dio Nati información detallada sobre la gastroenteritis, la tenéis enlazada arriba, y te recomiendo que la releas y tengas en cuenta. Pero además quiero recordar que con las altas temperaturas sudamos más y por lo tanto existe más riesgo de deshidratación. El consumo insuficiente de agua y fruta y la práctica de ejercicio físico en horas de más calor provocarán una perdida de líquido que el organismo de un niño no se puede permitir. Y desde luego, como habrás observado es frecuente que ante una infección en el sistema digestivo tu hijo vomite o tenga diarrea, ello aún provoca más pérdidas, y por lo tanto más necesidad de que se reponga el volumen perdido.

Un peque que se queda sin saliva, hace poco pipí, presenta piel rígida y reseca, además de latido cardíaco rápido y ojos hundidos, puede estar deshidratándose. En general los problemas relacionados con el agotamiento por calor o golpe de calor, se pueden minimizar llevando al afectado a un lugar sombreado y fresco, y administrándoleole agua (o bebida con minerales) que no esté excesivamente fría.

Infecciones en las vías respiratorias.

Los virus que las causan también persisten en esta época, así que no nos extrañe una rinorrea, o dolor de garganta; también puede ocurrir que nuestro hijo desarrolle faringoamigdalitis (presentaría aftas además de otros síntomas comunes en otras enfermedades como la fiebre). Estas enfermedades pueden requerir tratamiento sintomático con analgésicos o antitérmicos, incluso visita al médico si persisten varios días o la inflamación / irritación te preocupan.

Me queda por alertaros acerca de esa tos perruna que algunos niños desarrollan de repente en verano, podría ser debido a un virus llamado parainfluenza que causa laringitis, y si se acompaña de ruido seco con la inspiración, se deberá rebajar la inflamación de la laringe (con exposición al aire frío, por ejemplo del congelador) y llevarlo enseguida al centro médico.

No nos extenderemos en la otitis externa, el link que acompaño lo explica todo muy bien.

Enfermedades-verano

Picaduras de insectos o medusas.

Aunque ya habíamos dado información extensa sobre las picaduras de insectos, quiero incidir en la importancia de lavar la herida provocada por el animal y desinfectarlas. Es de todos sabido que la picadura de medusa se lava con la propia agua del mar, aunque a veces no hay nada que nos quite de hacer una visita al puesto de atención sanitaria de la playa, no acudas al socorrista de vigilancia porque las casetas están mejor equipadas para atenderos; seguro que allí os facilitarán una aplicación de pomada y prescribirán un tratamiento para comprar en la farmacia.

El mar tiene medusas, y a veces tiene peces araña enterrados en la arena de la orilla: si tu niña pisa uno (no se ven) acudid también a los sanitarios porque duele muchísimo, y en casa aplicaciones de calor hasta que se desinflame.

Esa conjuntivitis tan molesta.

La conjuntivitis puede ser debida a una reacción alérgica tras una picadura, pero a veces se desarrolla por exposición a suciedad. Es importante mantener los ojitos del peque bien limpios (suero, agua con sal o manzanilla), insistir en el lavado de manos, y preparar una toalla solo para él mientras dure el proceso. Si los ojos están muy irritados, la secreción no es limpia o dura muchos días vete al pediatra de cabeza.

¡Ah! y protege su vista del sol y del cloro del agua, en el primer caso con gafas de sol o visera, en el segundo con gafas de bucear.

¿Pie de atleta? ¿qué es eso?

Es una infección por hongos, y existe riesgo de contagio en lugares públicos como piscinas, parques acuáticos, ducha de la playa, si no llevamos el calzado de goma. El calor, la humedad… son perfectos para el desarrollo de estos microorganismos. Es mejor prevenir porque son muy molestos y requieren de un cuidado extremo lavando varias veces al día los pies, secándolos con cuidado y aplicando antigúngicos.

Recuerda los consejos que te hemos dado al principio, y recuerda que los extremos no son buenos: la exposición continua al aire condicionado o una temperatura excesivamente alta, dañan la salud. Mejor utiliza la prudencia y el día que no puedas ir a la piscina, espera a la tarde para dejar que los niños salgan a la calle.

¿Cómo? ¿qué no te hemos contado nada sobre los piojos? Si que lo hicimos, ¿recuerdas?


Categorías

Salud

Macarena

Ante todo madre: mis hijos se han criado pegados a mí, y han aprendido que la libertad se gana con responsabilidad. Ahora (¡bendita adolescencia!... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *