¿Es posible estar embarazada y no tener síntomas?

Estar embarazada y no tener síntomas

En el primer trimestre es cuando más se acentúan los síntomas de un embarazo, los cuales se van atenuando según va avanzando. No es habitual ver a una mujer sin ningún tipo de síntoma, pero lo cierto es que hay casos en los que ocurre. Se pueden desarrollar nueve meses de embarazo y no tener ningún síntoma típico, aunque siempre aparecen los habituales tales como el crecimiento de barriga y ausencia de la menstruación.

En casos como éste, una mujer puede pensar que se está mucho mejor sin síntomas molestos, pero mucho más lejos de la realidad puede ser que se convierta en un inconveniente. Hay mujeres asintomáticas con largos períodos sin su menstruación o con períodos irregulares y puede que no descubran que están embarazadas.

¿Es posible estar embarazada sin síntomas y con menstruación?

Un embarazo sin síntomas sabemos que no es algo usual. Lo que sí que es habitual es que la menstruación ya no aparezca cuando se está embarazada. La gestación y la menstruación son incompatibles, pero sí que puede aparecer un sangrando vaginal puntual.

Este sangrado puede producirse cuando se ha producido la implantación, en muchos de los casos suele ser leve y al principio del embarazo, causando sangrados color rosado o marrón, pero que en algunos de los casos puede confundirse con una regla habitual.

En el caso de que estés segura de un embarazo positivo y tienes abundantes sangrados, es muy importante hacer una consulta de urgencia, ya que podría tratarse de un embarazo ectópico, o cualquier causa grave.

Estar embarazada y no tener síntomas

¿Cómo es un embarazo sin síntomas?

Las primeras sospechas de una mujer embarazada suelen ser los vómitos, náuseas y mareos. Estos síntomas suelen aparecer incluso a las pocas semanas del embarazo y son más significativas en las primeras horas de la mañana. Algunas futuras mamás no presentan ninguno de estos síntomas.

Tener sensibilidad o aumento en crecimiento de los senos también es uno de las primeras señales que suelen aparecer. Pero es un síntoma que suele quedar desapercibido en muchos de los casos.

La ausencia de dolor abdominal es otro de los indicios, hay mujeres que pueden sentir estos dolores que pueden llegar a confundirse con los de la menstruación. Pueden aparecer molestias en los ovarios, dolor de espalda y de riñones y se pueden confundir con una ovulación.

Es habitual ver a una mujer mucho más cansada y con sueño sin motivo aparente. También aparecen las ganas de ir al baño a orinar con más frecuencia, o la molestia o reacción de rechazo hacia algunos olores. Este tipo de señales pueden ser inexistentes en muchos de los casos y no suponer ningún indicio.

No notar los movimientos del bebé. Por lo general, la futura mamá nota los movimientos fetales alrededor de las 18 a 20 semanas de embarazo. Si la placenta se encuentra situada en la parte delantera del útero es posible que no se sientan esos movimientos.

Estar embarazada y no tener síntomas

Problemas con los cambios de peso. Es inevitable no observar como el bebé está creciendo dentro de la barriga, pero en algunos casos de sobrepeso u obesidad hace que este tipo de evidencia pase desapercibida, incluso si los síntomas típicos de embarazo no se acompañan.

Problemas con la ausencia de la menstruación. La usencia del período es una de las evidencias como señal de un posible embarazo. Hay mujeres que tienen períodos irregulares por diversas circunstancias como la toma de medicamentos, estrés o por síndrome de ovario poliquístico, por lo tanto, cuando tienen este tipo ausencia no le dan importancia.

Cada mujer tiene una gestación diferente y la sensibilidad se acentúa en diferente nivel de una persona a otra, todo dependerá de su estado emocional, de su estilo de vida o su aspecto físico el cuál puede representar una forma u otra de cómo sentir un embarazo. Hay mujeres más sensibilizadas con cualquier cambio en su cuerpo, por lo que a cualquier síntoma pueden sospechar que algo ya no es habitual.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.