Hábitos que te ayudarán a evitar la episiotomía (I)

Ejercicio para embarazadas

La episiotomía es la pequeña incisión que se realiza en el momento del parto para evitar un desgarre al nacer el bebé. Lamentablemente la mayoría de mujeres pasan por ella, especialmente cuando son primerizas, pero aún así puedes seguir algunos hábitos que ayudarán a prevenirla.

La decidión de realizar o no la episiotomía está en el médico que te acompañe en el parto, dependiendo de que lo vea necesario o no según las dificultades ante las que te encuentres al dar a luz. Este corte en la vagina sirve para evitar un desgarre por falta de espacio al salir el bebé.

Aunque suena terrible, en realidad el corte no es demasiado grande, tan solo llegará a medir entre 1-3 cm y es más fácil de curar que un desgarre natural, que podría incluso dejar secuelas. Aún así nunca está de más intentar prevenirla, y para ello tendremos que tonificar los músculos del periné, con el fin de que sean más elásticos. Para conseguir esto podemos hacer:

Gimnasia con pelotas de ejercicio

Para esta práctica necesitaremos una pelota gigante, de las de gimnasio. Los ejercicios con ella no solo nos ayudarán a evitar una episiotomía, sino que además favorece la circulación sanguínea y mejora la respiración. Estos ejercicios suelen darse en clases de yoga, pero también los podrás practicar en casa.

Los ejercicios consisten en sentarte sobre la pelota y hacer movimientos de rotación con la pelvis y la cintura, balancear la pelvis hacia adelante y hacia atrás, y también hacia izquierda y derecha. Todo esto debe realizarse de forma suave.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *