La autoescuela de Scalextric

La conocida marca Scalextric ha diseñado este juego para niños a partir de los 2 años de edad. Incluye un sistema de sonidos que lo acerca bastante a los que se producen en una carretera de verdad. Los coches funcionan con Radio Control, eso sí de muy fácil manejo para niños tan pequeños. Su montaje es muy simple y a la hora de guardar este juguete, debido al poco espacio que ocupa, se coloca en cualquier cajón de la habitación infantil.

Dentro de la maleta que contiene el juguete, contiene varios elementos como; un escenario de fantasía y 8 pistas decoradas en formato puzle para que el niño pueda crear el circuito que él quiera para entrenar y aprender a conducir, algo indispensable en cualquier autoescuela. Entre el escenario y las pistas, en total el juguete tiene unas medidas de 118 cm x 70 cm. Tiene dos coches especialmente diseñados para las pequeñas manos infantiles, de alegres colores para tener más posibilidades de juego y para hacer carreras con los amigos o con papá que seguro recordará y disfrutará como cuando era niño.

Los 2 mandos tienen forma de pequeños volantes de fácil manejo y sonido real, con diseño ergonómico que reproducen el sonido del claxon de un coche. Se acelera con un botón y se gira a la derecha o izquierda con otro. Funcionan con pilas y por Radio Control. Permiten que los coches cambien de carril y  puedan  girar rápidamente. Hay semáforos y señales de tráfico para aprender las normas de circulación. Este es un buen sistema para inculcar al niño las bases de la educación vial, todo dependiendo de la edad del niño. Es muy importante que mientras juegan y se divierten, poco a poco les vayamos inculcando valores que los convertirán en un futuro en concienciadas y buenas personas.

fuente: scalextric


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *