La importancia de la vitamina A en el embarazo

La vitamina A, es un componente necesario para el embarazo, por ello, desde que se sabe que está embarazada, hay que aumentar su consumo. Para el desarrollo del bebé es primordial esta vitamina, al igual que cuando comience a comer sólido, incluirlo en las papillas, es primordial.

La fama de la vitamina A, es la buena contribución para la vista, pero no es solo este beneficio el que nos aporta.

Tampoco la zanahoria, es el único alimento que aporta esta vitamina. Su color anaranjado, lo proporciona el pigmento conocido como el beta caroteno. Este pigmento, también lo podemos encontrar en los alimentos cuyo color característico es el rojo o el verde. Un hecho muy curioso, es que en los amarillos también se encuentran, pero ocurre que el verde no deja que el amarillo se vea.

Entre los alimentos amarillos, tenemos el melocotón, espárrago…

En los naranjas la calabaza, zanahoria, mango…

Entre los rojos, el pimiento, tomate…

De los verdes, se pueden destacar las espinacas, col, perejil…

En los de origen animal, podemos encontrarlo en la yema del huevo, lácteos…

Todos estos alimentos a través de la vitamina A, nos pueden aportar lo siguiente:

-ayudan a la madurez de las células, ya que estas, al nacer, poco a poco, se van diferenciando, cada una tiene su función, unas pertenecen al cerebro, otras al sistema nervioso, etc.

-en el campo visual, hace que se desarrollen y funcionen las células  responsables de la luz y la oscuridad (conos y bastones) que se encuentran en la retina, además de prevenir enfermedades oculares

-se refuerza el sistema inmunitario para luchar contra las infecciones, además de mantener en buen estado las mucosas, las cuales, protegen las vías de respiración, por donde entran los agentes externos que intentan entrar en el organismo

previene el envejecimiento


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *