La lectura en los niños

La lectura en los niños

El hábito de lectura, es una costumbre muy buena para que el niño adquiera. El familiarizarse con los libros se puede conseguir desde muy pequeños, a ello, se le añade el ejemplo de los padres, pues el niño imita todo aquello que ve en las acciones de sus padres.

Desde pequeños, al bebé se le puede incitar a que vea los dibujos, colores, formas… que tienen los cuentos destinados a ellos, a través del adulto, le puede introducir en las historias, con todo aquello que el libro quiere contar.

Cuando se le lee un libro, el niño ha de sostenerlo para así llamar más su atención. Los libros destinados a ellos, son con páginas gruesas, impermeables, de puntas redondeadas… los colores son llamativos, con imágenes de animales, vegetales, objetos que puede identificar… las imágenes son grandes, una o dos por cada página, de esta forma, el niño contiene mejor la información, aportando riqueza a su vocabulario. Los textos son sencillos, cortos, en rima… tengamos en cuenta que el niño escucha y todavía no lee.

Todos estos detalles en un libro, hacen que el niño fomente el interés en la lectura, además a ello, hay que añadirle la participación, por ejemplo, dar palmas, tocarse la nariz, esconderse…

Una buena idea es hacer un libro personal, por ejemplo, con recortes de revistas de figuras grandes que inventen una historia. De esta forma, el niño ayuda a inventar la historia y se involucra de forma beneficiosa para su interés y enriquecimiento cultural.

Mas información – Hábito de lectura en el niño

Fuente – Web del bebé


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *