La Ley que regula la venta de bollería

Todos hemos oído, la ley que prohíbe la venta de bollería en los colegios, refrescos, patatas fritas… el gobierno puso en marcha esta ley para prevenir la obesidad infantil en los niños.

Era una contrariedad, la lucha contra esta obesidad que afecta a los niños, el poner a su alcance en sitios públicos o colegios, las máquinas expendedoras que contenían estos alimentos contrarios a la salud, toda una facilidad para este sector de la juventud que no puede decidir por sí mismos su alimentación, es decir, todavía no están lo suficientemente educados o concienciados sobre este tema.

Es un dato alarmante, que España, se haya convertido en los diez últimos años en el primer país europeo en índices de obesidad infantil, dato también a apuntar que en cuanto a adultos, el tema tampoco es muy envidiable (60%).

El Ministerio de Sanidad, se ha puesto las pilas, en cuanto a ejercitar la actividad física, la mejor de la dieta y aumentar la calidad de los alimentos.

Sin embargo, esta famosa ley de la que tratamos, prohíbe la administración pública de estos productos, pero la educación desde casa, es primordial, pues no van a encontrar en el colegio estos alimentos, pero sí traerlos desde casa. Galletas de chocolate, patatas fritas, bollos… no tienen control en los niños, si la educación de los padres es nefasta en este tema.

Es por ello, que la educación en los adultos, es primordial, el establecer las dietas a los pequeños, depende de estos. Frutas, verduras, hortalizas… ha de ser en casa, sus alimentos básicos.

Esta medida, igualmente se ha establecido en los colegios. Los comedores, miran y equilibran sus menús hasta el último detalle, algo que España se une al progreso en cuanto al resto de Europa.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *