¿Qué hacer para que la presencia de tus niños no sea molesta en un restaurante?

ir a restaurante con niños

Es posible que antes de ser madre cuando ibas a un restaurante y te tocaba una familia con niños al lado, resoplabas y en tu interior sabías que no iba a ser una buena velada, aunque no siempre tenía que ser negativo… No entendías por qué los padres iban con niños a ‘lugares de adultos’ sin darte cuenta que simplemente son ‘lugares’ y que dependiendo de qué sitio sea exactamente podrán ir los niños o no. Si es un restaurante, los niños sí pueden ir.

Pero llega un momento en la vida en que las cosas cambian y de repente te ves a ti, con tus hijos sentada en un restaurante para disfrutar de una bonita velada en familia. De repente te das cuenta de que si los niños no molestan a los padres nada tiene que ver con los niños y sí más con lo que hagan o no hagan -permitan o no permitan- los padres. Por eso hoy, si no quieres que tus hijos molesten en un restaurante, no pienses en que ellos pueden ser una molestia, sino en qué puedes hacer para que todos estéis cómodos.

Pero antes de empezar, también debo decirte que cuando estés en un restaurante con tus hijos, si recibes malas miradas, no te preocupes ni tampoco te enfades, son miradas que llegan desde la incomprensión, la ignorancia y la falta de empatía que pueden tener algunas personas. No te sulfures por eso, y simplemente, vela para que tus hijos y tu familia en general paséis una agradable velada todos juntos.

¿Cómo enseñar a los niños si no son bienvenidos?

Es así de triste, pero es así de cierto. Existen algunos restaurantes que no siempre aceptan la entrada con niños, no te la niegan pero te vigilan y si tus hijos molestan, te lo dicen. Por este motivo, ¿cómo enseñar a los niños a comportarse en un restaurante donde no parece que sean bienvenidos? Es muy importante que aprendas a actuar en las diferentes situaciones que te puedas encontrar en estos lugares porque es prioritario para tus hijos, al verte actuar con firmeza aportará confianza a los niños y a que sean capaces de desarrollar mejores habilidades sociales y de comportamiento adecuado en un restaurante a edad temprana.

ir a restaurante con niños

Tanto si tienes un niño pequeño como si tienes un niño más mayor, es necesario que sepas algunos consejos para poder pasar una buena velada en familia dentro de un restaurante. No te pierdas estas técnicas útiles para poder disfrutar del restaurante sin estrés y sin una sensación negativa.

Técnicas para disfrutar del restaurante sin estrés

Llama con antelación al lugar

Como te he comentado más arriba no todos los restaurantes aceptan abiertamente a los niños y es mejor que te informes para no sentirte incómoda una vez que llegues al lugar. No te arriesgues y llama al restaurante antes de ir y comprueba si hay menús para niños o si directamente no aceptan a los niños. Es mejor que te cerciores de lugares donde sí acepten a los niños y que hayan menús adecuados para ellos. Una forma de saberlo también es si hay tronas para niños en el restaurante, si es amplio para poner cochecitos de bebés, etc.

Los restaurantes que son adecuados tanto para adultos como para niños son los que necesitas conocer para que todos puedan disfrutar de este momento especial. Los niños no estarán dos horas sentados, necesitan moverse y pasarlo bien.

Explica las expectativas a tus hijos

Antes de salir de casa, deberás decirle a tus hijos el tipo de comportamiento que quieres ver en el restaurante, el respeto que deben tener al lugar y al resto de comensales. Es necesario que les transmitas lo que pueden hacer y lo que esperas que hagan. Estas expectativas pueden ayudarles a comprender qué comportamientos son los adecuados: no hacer ruido, usar buenos modales, etc.

ir a restaurante con niños

Comidas atractivas para niños

Para que los niños coman bien en un restaurante deberás ser algo flexible en su dieta y permitir que coman comidas que les gusta o que normalmente no coman en casa. No quieras arriesgarte a tener una pelea innecesaria o a que tus hijos les entre una rabieta en el peor momento. Permite que tu hijo escoja entre varias opciones la comida que quiere tomar y que tú previamente hayas pensado. 

Juegos para pintar

En algunos restaurantes existen papeles para pintar para que los niños se entretengan, o les pueden dar servilletas de papel para que hagan formas y tengan un rato entretenido. Pero tampoco hay que subestimar a los niños que son más mayores, ya que también les gusta ser tratados como adultos y disfrutar de una velada tranquila para comer como sus padres hacen. Los papeles para pintar o el entretenimiento puede ser utilizado en los momentos de espera.

No vayas cuando los niños tienen mucha hambre

Un niño que está excesivamente cansado o que tiene mucha hambre puede estar muy irritable, pero es que si piensas bien estar cansado o tener mucha hambre no es algo que le guste a nadie… Si tu pequeño no ha tenido siesta es probable que se sienta demasiado irritado como para ‘aguantar’ toda una cena o comida en un restaurante. Si en cambio, te aseguras que tu hijo esté descansado y que no tendrá excesiva hambre es probable que el ambiente sea más tranquilo y que no haya tanto peligro de que moleste a otros comensales.

Prepara la salida al restaurante sin que se deban romper demasiado las rutinas de tus hijos, porque en caso contrario, los niños se pueden poner irritables y que lo que podría ser un buen momento en familia se convierta en todo un momento tenso.

ir a restaurante con niños

Prepara tus distracciones

Sólo en caso de aburrimiento o inquietud puedes tener preparados algunas distracciones que seguro sabrás que les mantendrá distraídos un rato. Puedes tener preparados algunos juguetes, libros, herramientas para pintar o cualquier cosa que les guste a tus hijos y que les permitirá estar tranquilos sin hacer ruido que pueda molestar al resto de comensales. Intenta no llevar ningún dispositivo electrónico para no molestar al resto de comensales, si quieres sacarlo que sea únicamente en momentos de desesperación y limita el tiempo.


Categorías

Familia

Maria Jose Roldan

Madre, maestra de educación especial, psicopedagoga y apasionada de la escritura y la comunicación. Fanática de la decoración y el buen gusto... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *