Las 4 típicas excusas de los padres para justificar el comportamiento de sus hijos

Por norma general, a ningún padre le gusta reconocer que sus hijos se comportan mal o que cometen errores. Al menos no de puertas para afuera, es decir, que los otros padres, familiares o amigos no sean conscientes de esos malos comportamientos. Y para evitarlo, los padres hacen uso de algunas excusas típicas ante otras personas, con el objetivo de justificar a los hijos.

Que sea típico no quiere decir que sea malo, es normal que como madre o padre quieras mostrar la mejor versión de tus hijos ante los demás. Por otra parte, todas las personas se equivocan a lo largo de la vida y eso, es realmente lo que fortalece el aprendizaje. Así que no debes obsesionarte con este tema, en su lugar, procura tratar cada cuestión en privado y directamente con tu propio hijo.

No obstante, el instinto maternal o paternal es más poderoso que cualquier otra fuerza y cuando uno siente que se está juzgando a su retoño, lo normal es que salga en defensa de los hijos ante cualquier persona. Estas son alguna de las excusas más utilizadas por los padres en estas situaciones.

4 de las excusas más utilizadas por los padres para justificar a los hijos

Excusar a los hijos ante otras personas es normal y todos los padres lo hacen en alguna ocasión. Sin embargo, hacerlo de forma habitual puede interferir en la buena educación de tus hijos. Evita justificarlos bajo cualquier circunstancia, a veces, reconocer que han hecho algo mal delante de otras personas, es la mejor manera de que aprendan la lección.

Son cosas de la edad

Esta excusa es válida casi para cualquier edad, hasta que los hijos son adultos. Cuando son muy pequeños, es normal que sean egoístas, que no quieran compartir sus juguetes, que sean caprichosos o que solo quieran comer las cosas que más les gustan. Luego llega la infancia y la época del NO, y es que son cosas de la edad y así son los niños. Y quizá la edad más complicada, la adolescencia y todos los cambios hormonales que eso supone. Seguro que muchas veces usarás esa típica excusa para justificar a tu hijo porque, es normal a su edad.

Son cosas de niños

Es cierto que los niños no nacen sabiendo y que por ello suelen tener comportamientos poco apropiados. Aunque es normal, es importante que durante la infancia se fomenten los valores y la consciencia de lo que está bien y lo que está mal. También deben aprender que cualquier acto conlleva una consecuencia, algo que a vece será positivo y otras veces negativo.

En lugar de justificar a tu hijo y utilizar excusas para defender su comportamiento ante otras personas, aprovecha la ocasión para enseñarle cuál es el camino correcto. Los niños y niñas necesitan tener límites, saber qué es lo que se espera de ellos. Justificar el mal comportamiento con excusas, no es más que una forma de mirar para otro lado en lugar de plantear una solución ante un problema.

Yo era igual a su edad

Es probable que fueses igual a su edad o que lo fuera su padre, pero eso no significa que por ello esté bien. Tus circunstancias posiblemente fuesen completamente diferentes en tu infancia. Porque lo más probable es que la realidad no sea del todo así, porque las cosas que se tenían en aquel momento no son las que existen ahora. Justificar a tu hijo comparándolo contigo cuando tú tenías esa edad, no ayuda a obtener una mejor visión de tu hijo, sino una peor de ti mismo.

No es su culpa, la reina de las excusas

Otra excusa típica que se puede utilizar en cualquier edad, la culpa es de otro niño. Es posible que sea verdad, pero eximir de responsabilidad a tu hijo por cada uno de sus malos comportamientos, le enseñará que puede hacer cualquier cosa porque su padre o madre siempre le defenderá, porque siempre habrá otro que tenga la culpa.

No evites enfrentarte con tu hijo, los niños cometen errores todos los días, pero en el trabajo de padre está la labor de enseñar a los niños la diferencia entre el bien y el mal. De lo que es un buen comportamiento de lo que no lo es, los valores, la empatía o la solidaridad, que se aprenden día a día.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.