Las flores en el cuarto

Una linda propuesta para decorar el cuarto del bebé la constituyen las flores.

Las mismas vienen en conceptos variados, los cuales se pueden aplicar de manera individual o conjunto, siempre y cuando se presenten de manera coherente y elegante a la vista.

Por comenzar, se sugiere utilizar como color de base para paredes y techo, aquellos claros, como el blanco o los colores suaves. Las opciones florales para la pared, pueden ir desde una franja decorativa, hasta una pared estampada en flores. Si se opta por la guarda, se sugiere que ésta se ubique un poco por encima de la mitad de la pared, ya que los objetos para niños poseen tamaños considerablemente grandes y pueden obstruir la visión de las mismas.

Existen además en el mercado, almohadones con forma de flores, en todos los tamaños y colores, lo que puede permitir a los padres al momento de decorar, jugar con el ingenio y la imaginación, combinando colores, tamaños, texturas y todo lo que se considere indispensable para que el cuarto sea acogedor y agradable a la vez.

Desde ya que un buen florero o maceta con flores naturales en algún espacio visible es muy acorde a la propuesta que hoy desarrollamos.

Las flores otorgan  una sensación de libertad y pureza, debido a los aromas que las mismas nos regalan a diario. Por ello, es sumamente aconsejable optar por esta decoración en cuartos aireados e iluminados, para que el efecto logrado sea más contundente, en términos generales.


Categorías

Decoración

Bebes Mundo

Bebesmundo era una web dedicada al mundo de los bebés. Actualmente está integrada en Madreshoy.com formando una web de mayor tamaño y con una... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *