Las vacaciones mentales de los padres

Cantidades moderadas de cafeína durante el embarazo no dañan el coeficiente intelectual del bebé, según un estudio

Cuando se es padre o madre la vida cambia por completo y es que la vida que se tenía antes de serlo simplemente, desaparece. Ser padre o madre es una responsabilidad constante que nunca cesa y que por supuesto, genera estrés. Hoy en día los padres tiene que ser muy creativos para poder compaginar su salud mental con el día a día y todas las responsabilidades y obligaciones que deben realizar.

Ser madre o padre es un trabajo de 24 horas, los 7 días de la semana, los 365 días del año… este trabajo está lleno de pañales, llantos, golpes, hematomas, juegos, rabietas, preocupación, incerteza… No hay descanso en la paternidad o maternidad… pero, ¿cómo puedes encontrar formas de descomprimir y tener unas vacaciones mentales por breves que sean?

Si no tienes vacaciones mentales y estás siempre preocupado, estresado y en total disposición de tus adorables paquetes de alegría, podrías acabar demasiado cansado/a y con un agotamiento extremo que incluso, podría causarte una enfermedad. En este sentido, resulta imprescindible que aprendas a crear una pausa necesaria que aunque no sea sencillo, ¡puedes conseguirlo! Pero, ¿cómo?

Conduce sin nadie más en el coche

Conducir en soledad puede hacer que te sientas a gusto contigo mismo, que escuches la radio o tu emisora preferida. Sabes que estás en tu coche y que nadie te va a molestar dentro de él. Es un tiempo estupendo para disfrutar sin escuchar gritos ni peleas de nadie. Es un breve respiro de aire en la tarde, cuando la radie te ayuda a disfrutar de tu momento de soledad. Puedes pensar, respirar y relajarte… es simplemente un momento maravilloso.

Niña busca afecto, protección y consuelo en su padre.

Puedes saborear el momento sin que nadie más te moleste o que nadie te impida disfrutar de este momento tan especial para ti.

Ducharte

Ducharse es algo habitual que todo el mundo hace cada día, pero no es lo mismo ducharse con prisas y estresado/a que hacerlo con tranquilidad pensando en que ese tiempo es para ti, es tu momento de respiro de todo el día.

En realidad, las duchas son pura relajación, y si tienes la oportunidad de tomar una mientras sabes que el bebé está siendo vigilado por otra persona o si está durmiendo una buena siesta, te sugiero que lo aproveches… Porque te sentará de perlas y tu mente también disfrutará de esas vacaciones que le das. Este oasis ofrece la oportunidad perfecta para, literalmente, no hacer nada, que es la felicidad absoluta cuando se está cansando/a. Que siendo padre o madre… ¡estarás cansado/a todo el tiempo!

¿Y si prefieres un baño?

Quizá nunca antes pensaste en el baño como un santuario, pero ahora que eres madre o padre, ese lugar se ha convertido en el lugar más cercano que tienes como una cueva para ti. Esa pequeña habitación con una puerta te brinda uno de los destellos más pequeños del tiempo que pasas a solas en tu casa, por lo que puedes apostar que estarás sentado/a en la parte superior del inodoro para enterarte de las últimas noticias deportivas. ¿Y adivina qué? Ni siquiera tienes que avergonzarte de eso… ¡eres creativo y tu mente necesita hacerlo!

cuerpo de mujer y madre

Dormir la siesta

Lo sabemos, eso suena a un sueño difícil de lograr… Pero en realidad no tiene por qué ser una utopía para ti. Esta es una habilidad reservada solo para los padres más altamente entrenados. No debe ser de importancia si es por cinco minutos o 30, si hay una breve pausa en algún momento de tu día, es más que probable que cierres los ojos para poner la mayor cantidad de energía posible en tu batería. ¿Cinco minutos en el coche? Sí. ¿Un descanso de 10 minutos en el trabajo? Créelo. Como padre, debes convertirte en la persona que aproveche mejor esos minutos extra en cualquier parte.

¡Tu dosis de café!

El café es más que una bebida con cafeína para los padres, es una forma de vida. Tomar un sorbo de buen café es como un estímulo líquido, susurrándo a los padres: “ya tienes esto conseguido”. Así que gracias, querido café, por el flujo continuo de estimulantes de la autoestima… Tu relación con el café cuando te conviertes en padre se volverá mucho más estrecha.

El tiempo antes de sacar al bebé del carro o del coche

Si eres padre o madre te habrás reído al leer esto, pero en realidad el tiempo que tienes antes de sacar al bebé del carro se convierte en oro. Hay una ventana de cinco segundos donde, cuando llegas a tu destino con el bebé en el asiento trasero, abres la puerta para caminar hacia el otro lado para levantar a tu bebé de su asiento en el coche. Esos cinco segundos son preciosos: la puerta se cierra detrás de ti, estás solo, eres libre de sentir el viento en tu cara y oler las rosas, aunque solo sea por un instante. Y entonces, eres un papá o una mamá otra vez. Se sabe que prolongas esos cinco segundos hasta los ocho segundos, porque sí, eres un rebelde y no pasa nada.

Y en casa, cuando llegas con el carro y dejas a tu hijo en la entrada, sí, también aprovechas ese tiempo para ir al baño o hacer algo rápido. Todos lo sabemos, no te sientas culpable por eso.

Deporte

El deporte… ese aliado que nunca te fallaba pero que ahora no encuentras tiempo para aliarte de nuevo con él. Quizá no entrenes tan menudo como lo hacías una vez, pero las cosas entre vosotros siempre se retomarán justo donde lo dejasteis, como si nunca hubiera pasado el tiempo.

No te preocupes, porque con fuerza de voluntad, podrás encontrar ese tiempo necesario para poder hacer deporte y ejercitar tu mente y tu cuerpo. ¡Tu salud te necesita y tu mente te lo agradecerá porque son sus mejores vacaciones!

Cuando el bebé duerme…

Existe una razón muy específica por la cual este es el último elemento de la lista y es porque nada se compara con cuando tu bebé duerme. De repente, te enfrentas a infinitas posibilidades. ¿Te ocuparás de tus responsabilidades, haces algo para disfrutar o algo increíble para tu pareja? La elección es tuya, pero elige sabiamente: nunca se sabe cuándo volverá a despertarse el pequeño paquete de alegría.

Así que, compañeros padres: haced lo que puedas y hagas lo que hagas ten en cuenta que lo mejor es tomar unas acciones mentales para tener tu mente activa y poder disfrutar cada momento en familia. Porque sí, tienes más responsabilidades pero merecen todas y cada una de ellas.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.