Los frutos secos en la alimentación infantil

Por qué es importante vigilar a los niños pequeños cuando comen frutos secos

Los frutos secos es uno de esos alimentos que no pueden faltar en la dieta de una persona. Son ricos en numerosos nutrientes que son esenciales para la salud. En el caso de los niños, hay que tomar una serie de precauciones a la hora de introducirlos en su alimentación del día a día.

Si tienes hijos, no pierdas detalle de las propiedades de los mismos y las precauciones que debes tomar en todo momento.

Los valores nutricionales de los frutos secos

Los frutos secos gracias a las proteínas que aportan no pueden faltar en la dieta de los niños. Hay muchas variedades de frutos secos, siendo populares las almendras, las avellanas, las pipas, las nueces o los pistachos.

Los frutos secos aportan una gran cantidad de energía además de ser ricos en proteínas y en grasas saludables. Por si esto no fuera poco, son ricos en fibra y son esenciales para el buen desarrollo de los más pequeños. Los expertos en nutrición aconsejan en todo momento que los niños tomen dichos frutos secos, naturales y con poca sal, para conseguir que tengan más beneficios para la salud de los niños.

Cuándo deben comer frutos secos los niños y los bebés

Los frutos secos son ricos en numerosos nutrientes pero ello no quita para que los padres tengas ciertas precauciones a la hora de ofrecérselos a sus hijos. No hay que olvidar, que por desgracia a día de hoy los frutos secos son la principal causa de atragantamiento en los niños de uno a cuatro años. Es labor de los padres el evitar en todo momento que sus hijos de corta edad, consuman frutos secos.

Es por ello que los pediatras, aconsejan el dar frutos secos a partir de los cinco años. Antes, los padres pueden optar por dárselos molidos o triturados. Como debes recordar, los frutos secos son muy importantes en la dieta de los más pequeños de la casa, debido a la gran cantidad de propiedades que aportan al organismo.

Otro aspecto bastante importante a tener en cuenta es el hecho de que los frutos secos son alimentos que suelen causar alergias de tipo alimentario. Es bastante común y habitual que un niño sea alérgico a algún tipo de fruto seco como suele ser el caso de las almendras o las avellanas.

Los síntomas de sufrir alergia ante un determinado fruto seco son:

  • Picores y urticaria por el cuerpo.
  • Inflamación de la lengua y la garganta.
  • Problemas a la hora de respirar.
  • Ciertos problemas digestivos como es el caso de diarrea o vómitos.
  • Conjuntivitis o problemas en los ojos.

Por qué es importante vigilar a los niños pequeños cuando comen frutos secos

Si observas alguno de tales síntomas en tu hijo, después de darle algún tipo de fruto seco, es importante el acudir rápidamente al médico. En muchas ocasiones los síntomas pueden llegar a ser bastante graves, poniendo en riesgo la vida del pequeño, sobre todo si no se trata dicha alergia a tiempo.

Las alergias en los frutos secos suelen aparecer después de los cuatro años de edad y como hemos dicho más arriba, se trata de una de las alergias más habituales entre los niños o menores de edad. Son muchos los padres los que comenten el gran error de retrasar la ingesta de frutos secos en sus hijos, creyendo que con ello evitarán la posible alergia. Los expertos aconsejan el introducir los frutos secos en la alimentación del bebé ya que son muchas las propiedades nutricionales que aportan al organismo. No hay que tener miedo a una posible alergia, ya que si se trata a tiempo la misma, no debe por qué en riesgo la salud del pequeño.

En definitiva, los frutos secos son claves y esenciales en la alimentación de los niños. Son muchas las propiedades que tienen y el valor nutricional es bastante alto. Sin embargo en el caso de los niños de corta edad, los padres deben evitar el darles los frutos secos enteros y evitar de esta manera el riesgo de asfixia.

 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.