Los niños pobres desarrollan cerebros más pequeños, según un estudio

Los niños pobres desarrollan cerebros más pequeños, según un estudio

Puede que hablar de niños pobres no sea políticamente correcto. A nadie le gusta reconocer que hay pobreza a su alrededor. Pero es una realidad que hay que afrontar. No se saca nada avergonzándose o utilizando eufemismos para ocultar la realidad. Esto viene a cuenta de un estudio realizado en EE.UU. que me ha llamado mucho la atención, y que afirma algo que se puede observar en muchas escuelas.

Un estudio de imágenes por resonancia magnética de los cerebros de niños sanos ha revelado que la pobreza produce cambios estructurales y resulta en peores evaluaciones de logros académicos. Los resultados de estudio, publicados en la revista Archives of Pediatrics & Adolescent Medicine, sugieren las diferencias para niños pertenecientes a familias de bajos ingresos podría explicar hasta en un 20% de la “brecha en el rendimiento”. A continuación te cuento más sobre este estudio.

En el estudio, realizado por investigadores de la Universidad de Wisconsin-Madison, se analizaron imágenes de resonancia magnética (MRI) de 389 niños y adolescentes de entre 4 y 22 años que se habían desarrollado normalmente. Además  de pruebas de logros cognitivos y académicos también se realizaron exploraciones de tejido cerebral, que incluyeron la materia gris del cerebro total, el lóbulo frontal, el lóbulo temporal y el hipocampo.

Los investigadores encontraron que los volúmenes regionales de materia gris estaban entre un 8 y un 10% por debajo de la media de desarrollo en los cerebros de los niños por debajo del nivel oficial de pobreza. También encontraron que los niños por debajo del 150% del nivel de pobreza tenían volúmenes cerebrales regionales de materia gris un 3-4% por debajo de la media de desarrollo.

Los investigadores dicen que las disparidades socioeconómicas en la preparación escolar y el rendimiento académico están bien documentadas. En las pruebas estandarizadas de estudio, los niños de hogares de bajos ingresos obtienen entre 4 y 7 puntos porcentuales menos.

Sin embargo, poco se sabe acerca de los mecanismos que subyacen a la influencia de la pobreza en el rendimiento académico de los niños.

El estudio concluye lo siguiente:

El desarrollo en estas regiones del cerebro parece sensible al medio ambiente y a la crianza del niño. Estas observaciones sugieren que las intervenciones dirigidas a mejorar los entornos de los niños también pueden alterar el vínculo entre la pobreza infantil y el déficit en la cognición y el rendimiento académico.

Imagen – Chris Hoare


Categorías

Desarrollo, Varios

Bebes Mundo

Bebesmundo era una web dedicada al mundo de los bebés. Actualmente está integrada en Madreshoy.com formando una web de mayor tamaño y con una... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *