Mamá quiero ser artista

Siempre han existido los niños prodigio, pequeños artistas capaces de emocionar y sorprender a todo el mundo con su arte. Todos conocemos actores y cantantes que triunfaron en su infancia. Algunos de ellos pudieron mantenerla en su madurez, pero otros muchos quedaron en el camino.

A simple vista puede resultar simpático ver a un niño o una niña cantando temas muy conocidos, versiones de grandes artistas que impresionan en esas pequeñas voces. O a pequeños actores tanto en series como en películas, con capacidad para hacerte sonreír o emocionarte.

Pero en muchas ocasiones, detrás de esos pequeños existen historias de decepciones y sufrimientos por culpa del rechazo. Para cualquier persona es duro y complicado pasar un casting donde te están comparando con otras personas.

Es necesario tener suficiente madurez y confianza para poder sobrellevar esto. Y en el caso de los niños, es muy difícil que un pequeño pueda tener la madurez suficiente como para saber sobrellevar una negativa.

Juguetes rotos

Todos conocemos la historia de niños artistas que acabaron mal, que fueron sobre explotados por sus propios padres. Niños que tuvieron que pasar por terapia para superar adicciones, depresiones y estados de ansiedad.

¿Hasta que punto esto es responsabilidad de los padres?

Realmente la responsabilidad es totalmente de los progenitores. Nosotros como padres y madres debemos proteger a nuestros hijos, es cierto que debemos fomentar su creatividad y apoyarles en sus deseos.

Pero debemos ser conscientes de lo que estos deseos les puede acarrear. Principalmente no debemos volcar nuestras frustraciones en ellos. Nuestros hijos tienen sus propias capacidades, sus deseos y necesidades.

Aunque tu pienses que tu hijo puede ser un gran futbolista y lo lleves a los mejores equipos, quizá el prefiera el baloncesto o el tenis. Los niños son capaces de esconder lo que realmente les gusta, para no desilusionar a sus padres.

Pregunta a tu hijo que le gusta

Es recomendable que los niños tengan actividades extra escolares. De esta forma ocupan su tiempo en aprender diferentes cosas, que les pueden resultar muy productivas. En lugar de pasar las horas frente a la televisión y algún videojuego.

Pero es fundamental que hables con tus hijos para saber qué les gusta realmente. Si tu hija quiere aprender a jugar al fútbol en lugar de hacer ballet, deja que lo haga. Los padres tenemos la costumbre de decidir por nuestros hijos, sin dejar que se expresen libremente.

Mi niña canta muy bien

Quizá un día escuches a tu hija o hijo cantar una canción, y tu como padre como es lógico, pienses que lo hace de maravilla. Es posible que así sea, pero no quieras convertir a tu hija en la nueva artista pop mundial.

Es posible que solo le guste hacerlo para divertirse, pero si no es así quizá estés creando en el niño una falsa expectativa. Imagínate como puede sentirse si le llevas a un casting, y lo rechazan. Su capacidad de comprensión aun no está preparada para esa situación.

Mamá quiero ser artista

Hay niños que desde muy pequeños tienen claro que lo suyo es el artisteo. Esos pequeños que no paran de cantar y bailar copiando los movimientos del artista de turno.

O niños que prefieren disfrazarse y hacer un teatro antes que cualquier otra cosa. En ese caso, debes ser precavida de igual manera, aunque fomentes esa creatividad y les ayudes a aprender con clases especializadas.

Es importante que hables con tus hijos, que les enseñes que ese mundo no es fácil y que no todo el mundo lo consigue. Pero además hazles saber que tu les ayudarás y les apoyarás siempre. Lo más importante para un niño es aprender.

Puede tener los sueños que quiera, puede soñar con ser artista, futbolista, médico o maestro. Para todo tendrá que prepararse y formarse de forma adecuada. Por lo tanto, enseña a tus hijos que lo primero es la formación.

Una de cal y una de arena

También hay padres que dan la negativa por respuesta, y esa tampoco es la solución. No se puede coartar la libertad y deseos de un niño. Si realmente quiere algo luchará por conseguirlo. Escucha a tus hijos y guialos siempre. Sin sobre estimularles y sin obligarlos a esconder sus sueños.

Y tu, ¿como actuarías si alguno de tus hijos te dijera, mamá quiero ser artista?

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Consejos

Soy Toñy, mamá primeriza de un pequeño terremoto, con él aprendo y disfruto cada día. Curiosa e inconformista, dedico mi tiempo libre a investigar sobre la maternidad y crianza. Apasionada de la lectura en todos sus géneros, aprendiz de escritora, tejedora compulsiva y amante de la buena cocina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.