Manualidades para niños: cómo hacer una hucha con globos

Hacer una hucha con globos

Hacer una hucha con globos en casa con los niños, es una forma sencilla y divertida de pasar una tarde haciendo manualidades. Pero además, podrás utilizar el resultado de esa manualidad para enseñarles a tus hijos un concepto muy importante, el del ahorro. Una hucha es un objeto esencial para comprender en qué consiste el ahorro, la idea de depositar el dinero en un lugar de donde no se puede coger siempre que se desea.

Muchas veces intentamos que los niños comprendan conceptos que para los adultos son tan habituales, que no nos damos cuenta de lo extraño que suena para los pequeños. Para los niños, el dinero es algo que tienen los padres y ellos no necesitan pensar de dónde sale ese dinero. Por ello, hacer una hucha es una forma fácil de hacer que los niños lo entiendan.

Cómo hacer una hucha cerdito con globos

Es cierto que podrías comprar una hucha para los niños en cualquier bazar, pero nunca será tan especial como hacerla en casa con sus propias manos. Se trata de una manualidad con globos muy sencilla y divertida, con la que los niños pasarán un rato trabajando su motricidad, su concentración y otras muchas de sus habilidades, como la creatividad. Con unos pocos materiales, podréis hacer una hucha única y muy especial. Así que, vamos ya con los materiales para aprender a hacer una hucha con globos.

Necesitamos:

  • Globos de buen tamaño, el color no importa
  • Papel de cocina o papel de periódicos viejos
  • Cola blanca
  • Agua
  • Temperas de colores
  • Un pincel
  • Unas tijeras
  • Un cúter
  • Cartulina o cartón de envases de comida
  • Unas hueveras de cartón
  • Un rollo de papel higiénico
  • Limpiapipas

Paso a paso:

  • Primero tenemos que inflar el globo, no es necesario que quede demasiado grande porque podría explotarse.
  • Después, vamos a recortar con las manos tiras de papel de cocina. Si tenemos papel de periódico mucho mejor, porque tendremos que aplicar la mitad de las capas de papel sobre el globo.
  • En un recipiente de plástico desechable, hacemos una mezcla con cola blanca y agua, a partes iguales.
  • Ahora, comenzamos a cubrir el globo con tiras de papel, aplicando una capa generosa de la mezcla de cola y agua.
  • Si usamos papel de cocina, tendremos que hacer unas 6 capas de papel para que quede bien firme. Con papel de periódico, bastarán 3 capas.
  • Dejamos la parte del nudo del globo sin cubrir, dejando un espacio suficiente para que luego puedan sacarse las monedas con facilidad.
  • Cortamos el rollo del papel higiénico en 2 partes. Una de ellas la pegamos al globo en la parte contraria al nudo, será el morro del cerdito.
  • Primero pegamos con cinta adhesiva y pasamos a cubrir con tiras de papel y mezcla de cola y agua.
  • Cubrimos también la otra parte del rollo de papel, que será lo que utilicemos como tapón de la hucha y por donde podremos sacar las monedas después. Además, será el trasero donde estará colocada la colita del cerdito.
  • Cortamos la huevera de cartón y utilizamos 4 unidades, que serán las patas del cerdito. Las colocamos en la superficie con cinta adhesiva y cubrimos bien con papel y cola blanca.
  • Por último, cortamos el cartón o la cartulina en forma de media luna, serán las orejitas del cerdo. Colocamos en la parte superior, dejando espacio entre el morro y las orejas para después pintar los ojos. Cubrimos todo con varias capas de papel y cola blanca.
  • Dejamos secar durante toda la noche o un mínimo de 12 horas. De esta forma, la cola habrá secado por completo y el papel se habrá endurecido.
  • Una vez que esté todo bien seco y endurecido, solo tenemos que pinchar el globo y cortar el nudo.
  • Con el cúter, recortamos un poco más la parte trasera hasta conseguir que la tapa quede bien ajustada.
  • En la tapa, hacemos un pequeño agujero para colocar el limpiapipas que habremos retorcido para hacer la colita del cerdito.
  • Hacemos también una hendidura en la parte superior, para que podamos meter las monedas en la hucha.
  • Por último, pintamos el cerdito con temperas de colores. Hacemos los ojos y todos los detalles que queramos añadir, incluso el nombre del propietario de la hucha.
  • Dejamos secar por completo y ya podemos empezar a ahorrar monedas en nuestra hucha de cerdito.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.