Más música y arte en los centros educativos, por favor

Desde siempre se ha creído que las matemáticas, el inglés y las ciencias son las asignaturas más importantes y esenciales de todo el contenido educativo. Los estudiantes que eran buenos resolviendo problemas y operaciones eran los que más brillaban. Por otro lado, se encontraban los alumnos que preferían música y arte pero en muchas ocasiones pasaban desapercibidos.

Mi mejor amiga en cuarto de primaria era increíble en música y arte. Tenía talento, pasión y se emocionaba cuando llegaba la hora de educación artística o educación musical. Sin embargo, inglés, matemáticas y ciencias eran las asignaturas que más le costaba aprobar. Los profesores (incluyendo los de música y arte) no fomentaron su talento ni creyeron en ella. 

Arte y música: mucha más importancia en las aulas

Los estudiantes a los que les apasiona pintar, dibujar, bailar, hacer obras de teatro y tocar instrumentos (por ejemplo) deberían tener más oportunidades. Deberían poder tener más horas dentro del centro educativo para fomentar y desarrollar sus habilidades. Hay colegios que por las tardes imparten un plus de inglés o un plus de matemáticas.

¿Por qué no existe un plus de arte y música? Eso me gustaría saber a mí (reconozco que todavía no he encontrado la respuesta).

Lo que está claro es que estas materias pasan muy por encima en el contenido de los centros educativos. Y desgraciadamente, parece ser que dentro de unos años música y arte no tendrán hueco en el sistema educativo ya que cada vez van teniendo menos horas y están pasando a ser optativas. 

Mozart fue brillante y no era científico

Ojo, no me interpretéis mal: no tengo absolutamente nada en contra de los estudiantes con talento para la ciencia y las matemáticas. Lo que quiero decir es que los alumnos a los que les apasiona el arte y la música también son brillantes. En la historia hubo grandes genios que se dedicaron a la música, al arte y a la interpretación. Y tengo la sensación de que son menos reconocidos.

Muchos profesores dicen eso de: “este estudiante es increíble en matemáticas” pero en pocas ocasiones se expresa “este alumno es increíble en arte y música. Tiene mucho talento”. Es decir, puede que los futuros artistas se sientan un poco rechazados e incomprendidos dentro de algunos centros educativos.

Actividades extraescolares para desarrollar las habilidades

Las actividades extraescolares de teatro, música y arte están genial. Pero no debería ser la única opción de los padres que tienen hijos con talento en esas áreas. Los centros educativos deberían ser capaces de mirar más allá de las matemáticas y el inglés (ojo, no digo que no sean importantes). El arte, la música y la interpretación casi siempre han quedado como en un segundo plano en las aulas.

Estoy de acuerdo en que las actividades extraescolares deberían fomentar el talento de los estudiantes pero no empezando desde cero. Los centros educativos tendrían que elaborar un nuevo y reformado programa para educación artística y musical. Un programa que se adaptara a todos los estudiantes y que ayudase a desarrollar talentos artísticos y musicales a los alumnos.

La música y el arte no deberían evaluarse con exámenes

El sistema educativo tiene la absurda manía de querer evaluarlo absolutamente todo. Quiere ponerles etiquetas a todos los estudiantes. La música y el arte no son materias que tengan que pasar por exámenes ni por evaluaciones (al menos no en educación primaria). Las clases de música y arte deberían ser espacios de libertad, de imaginación, de estimulación y de creatividad.

¿Qué sentido que un niño de educación primaria sepa a la perfección tocar la flauta? ¿Qué sentido tiene realizar exámenes de arte? ¿Y qué sentido tiene decir a los estudiantes cómo pintar las flores, los coches y las casas? Creo yo que así no se fomenta la educación musical ni la artística. Pero desgraciadamente, en muchos centros educativos es así.

Los estudiantes necesitan arte y música en los centros

La gran mayoría sabemos que el estrés, el agobio y la presión giran entorno a los estudiantes. Los exámenes, los deberes y un sistema educativo obsoleto genera malestar, inseguridades, desconfianza y desmotivación. La música y el arte ayudan a los estudiantes a gestionar esas emociones. Les ayuda a relajarse y a recuperar la confianza en sí mismos. 

Son clases en las pueden jugar, pueden levantarse, pueden hablar con los compañeros y se sienten libres. Se sienten más cómodos, más comprendidos  y más tranquilos. Escuchar música, por ejemplo, hace que los alumnos recuperen la energía positiva y la ilusión. Son materias en las que se pueden reír y en las que la creatividad e imaginación sí que son importantes. 

Vosotros, ¿qué pensáis?

Entonces, ¿por qué hay personas que luchan porque la música y el arte dejen de existir en los centros? ¿Por qué hay personas que impiden a futuros artistas, músicos, bailarines y actores desarrollar su talento? Todas las materias deberían ser igual de importantes en los centros educativos. Y por supuesto, la música, el arte y el teatro deberían estar más presentes en las aulas.

¿Cuál es vuestra opinión? ¿Creéis que el arte y la música son materias olvidadas y rechazadas por el sistema y centros educativos? 


Categorías

Aprendizaje

Mel Elices

Mi pasión por la educación me llevó a estudiar en primer lugar Educación Infantil y después la carrera de Pedagogía. Y mi curiosidad (hasta... Ver perfil ›

Escribe un comentario