Mi bebé bizquea

bebé bizquea

Es posible que estés alarmada porque tu bebé bizquea. No te preocupes. Es totalmente normal que los recién nacidos, y los bebés, tarden en fijar su mirada, y por tanto bizqueen. Es lo que se llama estrabismo funcional, y pasará cumplidos más o menos los 4 meses. Aunque hay bebés que bizquean hasta los seis o nueve meses.

El estrabismo, bizquear, puede ser congénito, muy precoz, cuando aparece en los primeros meses de vida, o llegar más tarde, hacia los 3 o 4 años. Aunque en realidad, puede aparecer a cualquier edad. De estas cuestiones y de otras, como el momento en el que se recomienda llevar al bebé al oftalmólogo, te hablaremos en este artículo.

¿Por qué mi bebé bizquea?

ropa de bebé

La doctora Idoia Rodríguez Maiztegui, del Centro de Oftalmología Barraquer, explica que los recién nacidos pueden desviar uno o ambos ojos durante los primeros meses de vida. Esto no significa que haya un problema real. Este estrabismo funcional es debido a que la coordinación de los movimientos oculares aún no se han desarrollada por completo.

Una vez que el bebé ha cumplido los 6 meses, ya puede fusionar las dos imágenes de un objeto obteniendo visión binocular. Es decir ya tiene una visión en 3 dimensiones. Por lo general es en este momento, que ya ha aprendido a utilizar ambos ojos de forma coordinada, cuando deja de bizquear.

Si después de los 6 mese tu bebé continúa desviando los ojos, hacia dentro o hacia fuera, entonces te recomendamos llevarlo al oftalmólogo infantil para hacerle una exploración completa. Al menos, debes consultar esta situación con su pediatra. Este es el médico que ha visto la evolución del niño o la niña y será quien mejor te aconseje.

A la larga, que mi bebé bizquee ¿es un problema?

bebé bizquea

Hay distintos estudios que sugieren que hay un componente genético, además de ambiental en el estrabismo. Un bebé con antecedentes familiares de estrabismo tiene 4 veces más riesgo de desarrollarlo. El bajo peso al nacer o una madre fumadora durante la gestación, también parecen ser factores determinantes. El estrabismo antes de los 3 años afecta al 4% de los bebés. 

Por lo general, el cerebro compone la imagen cuando recibe dos imágenes, una de cada ojo, del mismo objeto. Gracias a esto es que podemos ver en tridimensión. Pero cuando un ojo se desvía, el cerebro recibe dos imágenes distintas, y en el caso del bebé, anula la imagen del ojo que está desviado, así evitar ver doble.

A la larga, como el cerebro sigue evitando esa imagen se produce ambliopía, lo que se conoce popularmente como ojo vago. Si el problema no se diagnostica, y se pone remedio pronto, el niño crecerá con un déficit de visión en ese ojo. Además no tendrá una visión binocular, así que no podrá ver en 3 dimensiones.

oftalmólogo infantil

Ningún niño es demasiado pequeño para tener una revisión con el oftalmólogo infantil. Desarrollar la visión por completo es un proceso, es un largo aprendizaje que comienza desde el nacimiento y culmina a los 8-9 años de edad más o menos. Los primeros 4 años son los de mayor progresión. Por ello hay que realizar una consulta oftalmológica completa sobre los 2 años, aunque el niño no presente ninguna sintomatología.

Una de las consultas más comunes es esa sensación de que al bebé se le desvía un ojo o ambos, bizquea. Esto se hace más evidente cuando el bebé mira de lado o le hacemos alguna fotografías. También es posible que haya una falsa impresión de estrabismo, a pesar de que los ejes de los ojos estén paralelos. Puede ser por anomalías de los párpados, alteraciones en la amplitud de la raíz de la nariz, o asimetrías faciales.

El estrabismo no se puede prevenir, pero sí detectar de forma precoz, para poner enseguida un tratamiento. Lo primero es corregir el error refractivo, si existe, mediante gafas o lentes de contacto. En muchos casos, cuando se ha puesto el remedio a tiempo, con esto es suficiente para compensar la desviación.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.