Mi primer estudio, escritorio para bebés

Mi primer estudio Moltó

Todos los niños a la edad de 12-15 meses, cuando ya tengan más autonomía y una estructuración corporal como para mantenerse sentado por un largo tiempo, deben tener un espacio confortable y al alcance de sus capacidades y habilidades para crear multitud de

Este espacio, favorecerá a que esté mucho más concentrado en crear dibujos, formas, manualidades con plastilina, a realizar actividades por más tiempo que le permita aprender cosas motivadores o conceptos nuevos. Todo ello, sentado en un pupitre especial para ellos, cómodo y fácil de usar, como este ‘Mi primer estudio de Moltó’.

Con este escritorio, el niño creará un mundo de estudio y rutina en el que fomentará todos sus aprendizajes desde muy temprana edad. Desde que son pequeños hay que acostumbrarlos a realizar actividades manuales y de movimiento, para evadirlo de una vida sedentaria pegada a la tele.

Con este primer estudio, él se sentirá como su papá o mamá cuando trabajan en su estudio. Es decir, a medida que crece adquirirá un sistema de juego-actividad en el que su imaginación y creatividad serán las más beneficiadas.

El juego es un gran aliado para los padres para que los niños adquiran conceptos beneficiosos para su futuro, por ello se debe tener un mobiliario acorde a su edad. Incentivar a realizar labores que le motiven es favorable para su desarrollo.

Con este escritorio infantil de Moltó los niños comenzarán a relacionar la escuela o guardería con el hogar. Por lo que así, será mucho más fácil que se adecue en esta etapa de enseñanza.

Precio – 20 €.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *