Mitos y verdades entre el embarazo y la salud dental

Embarazo y salud dental

El embarazo y la salud dental suelen ir de la mano. Porque seguro que has escuchado numerosas cosas acerca del tema que hoy te proponemos. Pues bien, para salir de dudas, nada como enfrentarnos a la realidad y también a esos mitos que siempre han originado que una mujer embarazada sea todo un mar de dudas.

Es algo habitual porque cuando estamos esperando un bebé nos comenzamos a preocupar el doble desde el primer instante. Así que, queremos dar los pasos correctos y no hacer nada que le perjudique. Como sé que también será tu caso, déjate que desmontemos algunas de esas ideas que nos han llegado de generación a generación.

En cada embarazo se cae algún diente

Es una de las frases que hemos escuchado de manera bastante habitual. Lo cierto es que se trata de todo un mito. No es algo que ocurra, porque a pesar de que el bebé necesita calcio para su desarrollo, este lo va a conseguir a través de los alimentos y nunca de los dientes. Había la creencia de que los bebés ‘robaban’ el calcio a las madres. Pero no, tan solo tenemos que prestarle especial atención a nuestra dieta, y con la ayuda de nuestro médico, lo vamos a conseguir. Si tienes algún problema en un diente o muela, nada tiene que ver con el embarazo, sino que como suele sucede, será origen de alguna caries o algún problema bucal que ya se tenía previamente.

Mitos en el embarazo

El embarazo y la salud dental: El bebé le roba calcio a la madre

Esto viene unido a lo anterior que acabamos de decir. Son dos creencias que van ligadas, porque nuestro pequeño no va a robar nada de la madre y menos el calcio de los dientes. Las caries que nos llegan siempre son por no llevar una buena higiene o cuidado bucal, pero no a raíz del embarazo. Tal y como acabamos de comentar, todo el calcio que el bebé necesita lo tendrá de la alimentación de su madre.

Más dolor de encías durante el embarazo

En este caso tenemos que decir que no se trata de un mito sino de toda una verdad. Es decir, no significa que a todas las embarazadas les vaya a doler las encías pero sí que pueden ser más propensas de problemas en ellas. La sensibilidad en ella y la aparición de ciertas enfermedades como puede ser la gingivitis es uno de los problemas derivados de los cambios hormonales. De ahí que el cuidado de nuestros dientes y boca también tiene que formar parte de la higiene de cada día, sin descuidarnos lo más mínimo, sobre todo durante esta etapa.

Acudir al dentista en el embarazo

No ir al dentista a hacer radiografías

Es cierto que no es nada aconsejable hacerse radiografías cuando estamos embarazadas, eso lo sabemos. Pero hay que especificar, porque si tienes una urgencia de tipo dental por culpa de una inflamación y como derivado de ella, el dolor, debes acudir a la consulta. Lógicamente, nuestro dentista de confianza nos dirá cuáles son los pasos a seguir. Pero en muchas ocasiones, sí es necesario la toma de alguna radiografía para ver más de cerca el problema. El especialista tomará las precauciones necesarias, porque la radiación va a ser mínima. Además, suelen cubrir el cuerpo con una especie de protector para evitar efectos adversos. Así que, en este terreno debemos estar más tranquilas y desechar como mito la afirmación.

Muchos vómitos pueden causar problemas en los dientes

Son muchas las mujeres que en los primeros meses de embarazo tienen vómitos frecuentes. Por eso, cuando se convierte en algo excesivo sí que puede conseguir que dañen nuestros dientes. Eso será debido a los ácidos gástricos, ya que en su paso por la boca puede debilitar nuestras piezas dentales y dar lugar a la aparición de las caries. Si te ocurre, también puedes consultar con tu médico o tu dentista para ponerle remedio. Recuerda que siempre una buena higiene bucal sigue siendo el mejor paso para poder evitar todo ese problema.

Como vemos, algunos de los mitos más frecuentes no tienen mucha argumentación. Tan solo debemos seguir apostando por la buena higiene, por las consultas al dentista y solo así evitaremos problemas mayores que sí pueden perjudicarnos a la larga. El embarazo y la salud dental van de la mano. ¿Has ido al dentista estando embarazada?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.