Mudanza con niños: todo lo que debes saber

Mudanza con niños

Una mudanza significa un cambio bastante significativo y es algo que sufren tantos los padres como los niños. La mudanza ya no es el cambio de casa, sino dejar atrás un entorno que ya se había acomodado a un estilo de vida. Para los padres supone padecer estrés por tener que superar una gran carga emocional por calmar a sus hijos y por otro lado el jaleo que supone organizar cajas y hacer ese traslado.

La comprensión de unos a otros dentro de la familia es la clave fundamental para llevar una mudanza sin complicaciones. Los niños son uno de los grandes protagonistas de este tipo de cambios pues les afecta en gran medida. Dentro de este traslado podemos encontrar un cambio de rutina y hábitos de los niños que puede llevarnos a buscar estrategias para poder paliar

¿Por qué les afecta a los niños este cambio?

Para ellos es salir de un ambiente familiar con mucho confort, ya que todo se había convertido en una rutina. En la mayoría de los casos muchos de estos niños tienen que dejar atrás el colegio y a sus amigos y tienen que encaminarse en una vida nueva.

Los niños hasta los tres años pueden adaptarse sin dificultades a una mudanza, ya que su mundo es prácticamente el que está formado por sus padres. El tema se complica cuando ya han empezado a escolarizarse y se han creado amistades, aquí quizás su mundo se expanda. Y nada que ver cuando ya son adolescentes, han creado vínculos y lazos de amistades mucho más fuertes e incluso pueden haber experimentado sus primeros amores.

¿Cómo pueden reaccionar ante una mudanza?

Mudanza con niños

Cada niño puede reaccionar o mostrar su angustia de una manera diferente, si la mudanza entra dentro de un desacuerdo expresarán de alguna forma u otra sus emociones. Estas conductas son las más comunes:

  • Llorar y estar triste es el más común de todos ellos.
  • Se muestran irritantes, irascibles, su comportamiento es rebelde y se niegan a muchas acciones, no obedecen de forma normal a muchas peticiones.
  • Su nerviosismo puede ocasionar cambios en su rutina de vida como comer menos o tener trastorno en el sueño.
  • Es normal que pueda sugerir constantemente la petición de no hacer la mudanza y ante la negativa poder comportarse negativamente con acciones o comportamientos que ya estaban superados en un pasado.

Consejos para superar lo mejor posible la mudanza

  • La preocupación no es sólo para los niños, sino para los padres también. A ser posible es mejor hacer la mudanza cuando están en período escolar, así dejaran las mañanas más tranquilas para poder organizar mejor la mudanza.

Mudanza con niños

  • Antes de planificar todo hay que concienciar a los niños de cómo se va a organizar todo, con las razones que lo han motivado y sacar las buenas cualidades de lo que va a suponer ese cambio.
  • Es primordial siempre mostrar una actitud positiva pues eso se contagia. Hazles conocer historias similares para que puedan comparar su situación con más tranquilidad.
  • Si los niños desconocen el lugar dónde van a vivir es mejor darlos toda la información posible, o bien por internet sino se puede viajar a ese lugar, o bien haciendo pequeñas excursiones para visitar el nuevo hogar.
  • Antes de la mudanza llévalos a la nueva casa para que vean el lugar y haz que participen en organizar los espacios, les gustará poder escoger su propia habitación.
  • A la hora del traslado procura tener todo localizado y a mano para que no se extravíen los pequeños objetos y juguetes que puedan necesitar el niño. Hacer que participen en la decoración de la casa y cómo tienen que colocar su habitación puede ayudar a motivarlos en gran medida.

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.