Niños en restaurantes, ¿sí o no?

familia en restaurante

La polémica está servida. Hay cadenas de hoteles, restaurantes e incluso eventos sociales donde los niños no están permitidos porque “no permiten” que los padres se diviertan. Para unos, parece una medida lógica para garantizar el bienestar de los comensales que no quieren ser molestados mientras están disfrutando de su comida o de un evento concreto.

Para otros, es toda una discriminación tanto para los padres que tienen hijos como para los propios niños. Es una discriminación de personas, va en contra de la inclusión o de cualquier tipo de sociedad cohesionada. En lugar de buscar soluciones en las que todos puedan estar contentos, salen por la vía más fácil: discriminar a los niños porque son “los que molestan”.

Lo que no han pensado es en otro tipo de soluciones, para aumentar la clientela, que todos estén contentos y que ni padres ni hijos salgan perjudicados de ningún tipo. ¿Y si en lugar de vetar la entrada a padres e hijos se buscase una solución para que los niños estén entretenidos mientras se divierten y los padres se relajan?

De esta manera, los niños podrían disfrutar del lugar, los padres tampoco serían discriminados y aquellos clientes que no tienen hijos, podrán disfrutar también de su velada. Solo habría que adaptar una parte del local o lugar, contratar a una o dos monitoras infantiles y asegurarse de que todos son bienvenidos, sin discriminaciones.

¿Qué enseñamos a los niños cuando en un restaurante se les niega la entrada solo porque son niños? Ellos sienten que están haciendo algo mal solo por ser niños, algo que sin duda puede generarse inseguridad y rencor hacia el mundo adulto… Cuando los adultos deberían ser su referencia, tanto los adultos del entorno como los demás. Los niños aprenden de todo lo que ven y sienten, y si sienten discriminación, ¿cómo se pretende luchar por una sociedad inclusiva? Aprenderán a que si algo molesta o no se entiende, será mejor apartarlo…


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.