Nomofobia en adolescentes

Nomofobia en adolescentes

Hoy en día, el uso de las tecnologías a nivel usuario está tan normalizado, que no se llega a tener en cuenta el nivel de peligrosidad que entraña. A pesar de que los jóvenes son los más afectados por los diversos problemas asociados al uso de Internet, redes sociales o al uso del teléfono móvil en general, la realidad es que cualquiera puede sufrir las consecuencias de un mal uso de las tecnologías.

El término nomofobia aún resulta poco conocido entre la población, pero para la comunidad médica, resulta demasiado frecuente. Tanto es así que ya se están estableciendo tratamientos y terapias contra este problema cada vez mayor. ¿Sabes qué es la nomofobia? Te lo contamos a continuación.

La nomofobia es el término que se utiliza para hacer referencia, al miedo que sienten los adolescentes a no llevar su teléfono móvil cuando salen de casa o a no disponer de conexión a Internet en su dispositivo. Es decir, la necesidad de estar conectados con la red de forma constante, puede crear en los jóvenes un miedo irracional que se puede convertir en fobia.

A pesar de que es una afección que se da con más frecuencia en niños mayores y adolescentes, lo cierto es, que la nomofobia puede afectar a cualquier persona que tenga un apego excesivo al teléfono móvil y al uso de Internet.

Cómo reconocer la nomofobia en casa

Este problema puede convertirse en algo muy peligroso, el chaval puede llegar a sufrir estados de ansiedad o agresividad por la necesidad de disponer de su teléfono móvil y la conexión a Internet. El desconocimiento de los padres puede ocasionar graves problemas en el trato con los hijos, que cambian su comportamiento sin que los padres puedan entender el motivo y por lo tanto, ayudar al joven a solucionar el problema.

Las señales de alerta están ahí, como padre o madre, tienes que prestar atención al uso que hacen tus hijos de Internet y los dispositivos móviles. Sólo de esta forma podrás advertir cualquier mal uso, el enganche excesivo al móvil o un comportamiento extraño en tu hijo.

Estas son algunas señales de alerta

Internet y adolescentes

  • Siempre tiene el teléfono móvil en la mano, revisando constantemente las notificaciones y las actualizaciones en redes sociales
  • No realiza otras actividades en su tiempo libre, siempre prefiere tener el móvil en la mano y mirar Internet
  • Se enfada y se vuelve irascible si su teléfono se queda sin batería y no tiene opción a mano para cargar la batería, puede llegar a mostrar agresividad y ansiedad
  • Ante problemas en la red, se muestra enfadado y ansioso. Los fallos de wifi o problemas que no se pueden solucionar pronto, le causan enfado e impaciencia
  • Nunca apaga el móvil ni se separa de él, lo lleva encima cuando va al baño, lo mira en la cama antes de acostarse, incluso lo tiene en la mesa mientras está comiendo
  • Reacciona de forma exagerada si le castigas sin el móvil, se muestra agresivo y poco racional

Consecuencias del mal uso de las tecnologías

montar el puzzle

Es mejor aprender a gestionar las emociones desde niños

Los jóvenes de entre 12 y 23 años, son los principales afectados por esta nueva enfermedad. Chavales que han nacido y crecido con el uso de los móviles de forma habitual y que por lo tanto, no conciben la vida sin el uso de estos dispositivos.

El problema reside en la necesidad, en la dependencia que les crea el uso del móvil y en la forma tan alarmante de aislar a los jóvenes del resto del mundo. Estos chavales se comunican a través de mensajes, de emoticonos y frases a veces indescifrables. Rechazan el contacto humano, porque el que obtienen a través de Internet les resulta más cómodo, sencillo y placentero.

Nadie les puede rechazar porque pueden ser la persona que quieran ser. La nomofobia supone un gran peligro para los jóvenes de hoy en día. No en vano se están realizando diversos estudios y nuevas terapias para el tratamiento de estas afecciones. Vigila y controla el buen uso de las tecnologías en casa, sé un ejemplo para tus hijos y ante cualquier síntoma de alerta, acude a un especialista para que te ayude a controlar esta situación.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.